13 de abril de 2009

Más de 100 irundarras en marcha por la República




A las 12:30 horas partió de la Plaza del Ensantxe (Centro Republicano durante la República), hasta la Plaza San Juan, un nutrido cortejo de veteranos, miembros de la asociación y una amplia presencia del PCE.EPK y Gazte Komunistak.

Se gritaron consignas como "Nos hay dos sin tres, República otra vez", "Hemen gaude, Errepublikaren alde", "Los Borbones a los tiburones", "Jo ta ke Errepublika lortu arte".....

Izada de Bandera en la Plaza San Juan

Los sonidos de la Txalaparta recibieron a la Martxa. Seguidamente se leyó un manifiesto.

Joaquín Galvez iba a realizar la izada de bandera, pero al encontrarse mal de salud no pudo venir y dejó grabado un mensaje de apoyo al acto. En su lugar, un miembro de la asociación acompañado de dos jóvenes realizaron la izada tras el Aurresku de honor.

Los músicos interpretaron el Himno de Riego, el Eusko Gudari y la Internacional.

Texto leído tras la Txalaparta

Buenos días a todos y todas, y gracias por asistir a este acto.

Estamos aquí hoy reunidos para celebrar el 78 aniversario de la proclamación de la II republica que tuvo lugar el 14 de abril de 1931, fruto del mayor impulso democrático de nuestra historia y que fue recibida con manifestaciones de alegría en las calles de Irun y Euskadi.

Alegría porque significaba la esperanza de una sociedad democrática e igualitaria y la superación de una institución como la monarquía, anacrónica y discriminatoria, máximo exponente de la desigualdad e impropia del siglo XXI.

Pero nosotros no volvemos la mirada al pasado por nostalgia, ni porque pensemos que cualquier tiempo pasado fue mejor, sino porque queremos reivindicar la plena vigencia hoy de los valores republicanos.

Porque el republicanismo representa un valor emergente de futuro, mayoritario en Euskadi, que aspira a una sociedad libre, donde ningún cargo sea hereditario sino decidido por voluntad popular.

Por ello, hacemos una apuesta por la proclamación de la III República que permita un estado basado en la igualdad, la libertad y la fraternidad, basado en la solidaridad entre los pueblos.

Hoy, en este aniversario queremos rendir homenaje a todas las personas que se han sacrificado por la República y cayeron defendiéndola.

¡Viva la república!

¡Viva la tercera república!
Posteriormente nos reunimos en una Comida Popular para celebrar el aniversario de la II República y brindar por la III

Prensa - En quiebra los principales diarios del mundo




por Inés Hayes


No es primicia que los principales voceros del capital internacional están en bancarrota. En Estados Unidos, diarios centenarios se despiden de sus lectores para siempre dejando en la calle a miles de trabajadores. Las acciones de los emporios mediáticos se desploman en las Bolsas. Ciudades enteras se quedan sin periódicos impresos.

Derrumbe

Desesperados, algunos medios deciden pasar a Internet y cobrar por la lectura de sus artículos. El grupo español Prisa, editor de El País, ha perdido en este último período el 95% de su valor bursátil: una acción suya vale menos que un diario. En América Latina, aunque los empresarios nieguen los efectos de la crisis, sus ecos ensordecen a los trabajadores de todo el continente que ven reducidos sus salarios y desconocidos sus derechos laborales. La prensa del capital corre la suerte del sistema al que sirve.




La quiebra de los principales diarios del planeta es noticia desde mediados de 2008. Los grandes voceros del capital internacional caen como piezas de dominó dejando fuera del tablero a miles de trabajadores en todo el mundo.

A principios de marzo, la empresa editorial McClatchy Company, propietaria de 30 diarios, entre ellos el Miami Herald, anunció que proyecta eliminar 1.600 puestos de trabajo, equivalentes al 15% de su fuerza laboral.

La caída en las ventas publicitarias, producida por la crisis mundial del capitalismo, reducirá enormemente la tirada del Miami Herald, una de las puntas de lanza más filosas del imperialismo contra Cuba. Nacido en 1903 como Miami Evening Record, ha ganado numerosos premios Pulitzer y, aunque tiene una tirada diaria de 210 mil ejemplares, 175 trabajadores perderán su trabajo y el resto verá recortado su salario.

La compañía, que también es dueña del periódico The Sacramento Bee, planea una reducción profunda de costos para 2009: espera ahorrar entre 100 y 110 millones de dólares y reducir drásticamente su dividendo en un 90%. Como parte de las medidas de ahorro, los ejemplares de Miami Herald se comprimirán a un formato de 44 pulgadas y la edición internacional dejará de circular.

Al cierre de 2008, la empresa debía aproximadamente 2.040 millones de dólares; la mayor parte de la deuda estaba relacionada con la adquisición en 2006 de la cadena de periódicos Knight Ridder. Según informó el presidente y director de la empresa, Gary Pruitt, la reducción de personal se hará a través de jubilaciones adelantadas e incluirá cerca de 30 millones de dólares en costos de cesantía.

"El impacto de las reducciones de empleos en El Nuevo Herald no se corresponde con los beneficios que genera el diario, que ha mantenido creciendo su circulación en los últimos cinco años", manifestó Humberto Castelló antes de renunciar a su puesto de director de este diario que también pertenece a McClatchy Company. El Nuevo Herald, nacido en 1857, es uno de los tres grandes diarios en español de Estados Unidos. Tras 25 años de trabajo en el medio, el subdirector del periódico, Anthony Espetia, anunció también que dejará su puesto en junio. Además de la eliminación de puestos de trabajo, los empleados que ganen entre 25 mil y 50 mil dólares al año tendrán una reducción de salario del 5%, y para quienes perciben un salario de más de 50 mil dólares anuales, la disminución será del 10%.

El 18 de marzo, Seattle amaneció sin uno de sus diarios más importantes: The Post Intelligencer (The P−I). Luego de 146 años de historia, el matutino de la Corporación Hearst no llegará más a las casas de los 117.600 suscriptores diarios que tenía; desde ahora, sólo podrá leerse en Internet. Su cierre deja a la ciudad con un solo diario impreso, su rival The Seattle Times. El peso de la pérdida de 14 millones de dólares del año pasado cae, sin embargo, sobre las espaldas de los 140 periodistas que se quedarán sin trabajo. "Fue un día muy triste para todos los que trabajamos aquí", expresó Rita Hibbard, subdirectora del diario al que dedicó 25 años de su vida.

"Todavía no he logrado averiguar cómo se puede convertir en dinero un premio Pulitzer", afirmó Samuel Zell, propietario de Tribune y Los Angeles Times en declaraciones a la revista Portfolio (entre los dos diarios han recibido 62 de esos premios, considerados por la gran prensa como los Oscar del periodismo).

A fines de 2008, Tribune Company, el segundo grupo mediático de Estados Unidos, propietario además de The Baltimore Sun, se declaró en quiebra por las deudas acumuladas: 12.100 millones de dólares. El gigante mediático pidió ampararse bajo el capítulo 11 de la Ley de Bancarrota para reestructurar su deuda. Tribune Co. es también propietaria del equipo de béisbol Cachorros de Chicago y del estadio Wrigley Field y maneja 23 canales de televisión; sus principales prestatarios son JP Morgan Chase y Merrill Lynch. Tribune ya ha despedido a cientos de empleados y debe pagar en junio próximo una deuda de 512 millones de dólares (casi 400 millones de euros).

Entre 2007 y 2008, Gannett Company, la editora de diarios más importante del país, propietaria de 85 diarios, eliminó más de 8.300 puestos de trabajo y analiza un plan de suspensiones para la mayoría de sus 31 mil empleados.

Otro de los gigantes mediáticos EW Scripps Company, dueño de 15 diarios y 10 estaciones de televisión, despidió a 400 trabajadores y cerró su periódico Rocky Mountains News dos meses antes de que cumpliera 150 años.

La empresa que publica USA Today, el diario de mayor circulación del país, echó a mil trabajadores en agosto pasado. Otros periódicos estadounidenses como The New York Sun y Baltimore Examiner han saludado a sus lectores para siempre dejando a cientos de trabajadores en la calle.

El efecto dominó sacude también a gigantes como The New York Times, Wall Street Journal y a las revistas Time y Newsweek. A fines de 2008, The New York Times tuvo que ofrecer su edificio con sede en Manhattan como garantía para pedir un préstamo: necesitaba 177 millones de dólares para afrontar un crédito de 412 millones que vence en mayo.

La falta de anunciantes, la caída de las acciones, de las ventas y de los lectores hace que los medios busquen desesperadamente cualquier acción para salvarse.

Walter Isaacson, ex director de la revista Time y presidente de la cadena CNN ideó un sistema en Internet a través del cual los ciberlectores deben pagar entre 2 y 10 dólares por los artículos que deseen leer. Por su parte, Newsweek, propiedad de The Washington Post también apuesta a los poderes de Internet para no sucumbir ante la crisis. Incluso, el famoso Washington Post pasó de una planta de 900 periodistas hace seis años, a menos de 700 en la actualidad.

En enero de 2009, la quiebra llegó hasta The Star Tribune de Minneapolis y a mediados de febrero, las empresas editoriales del New Haven Register de Connecticut se declararon en bancarrota.

Una semana más tarde, el grupo de prensa Hearst Corporation anunció el recorte de personal del diario San Francisco Chronicle que en 2008 registró pérdidas por más de un millón de dólares por semana. El grupo empresario dijo que su objetivo era reducir costos y evitar el cierre del periódico de más tirada de la ciudad californiana.

Ni siquiera News Corp, el grupo mediático del australiano Rupert Murdoch, se salva del colapso: el consorcio propietario de The Wall Street Journal y de The Sun acumuló pérdidas durante el último trimestre de 2008 por 6.400 millones de dólares. Los periódicos estrella The New York Times, The Washington Post, The Chicago Tribune y Los Angeles Times ganan un 25% menos que hace 15 años.

Jornada nefasta para los matutinos europeos

En el viejo continente las crónicas del colapso no son muy distintas. Prisa, el complejo mediático español que edita el diario El País tiene una deuda de más de 5 mil millones de euros. Además de ser propietario del diario de mayor tirada de España, posee el cotidiano deportivo As, la Editorial Santillana y la mega empresa de televisión Sogecable. Las acciones del grupo cerraron a principios de marzo a 0,99 centavos de euro, menos que el precio de un diario.

Desde los 20,8 euros del año 2000, cuando las acciones de este grupo salieron al mercado, a los 0,99 centavos de este año, Prisa ha perdido más del 95% de su valor bursátil.

El consejero delegado del grupo empresario, Juan Luis Cebrián, pidió la intervención del Gobierno y del Parlamento para evitar la ruina del conglomerado mediático. "Miles de periodistas han ido a la calle o están amenazados de ser despedidos en las próximas semanas o meses. Los medios de comunicación tienen problemas para sobrevivir; ésta es una cuestión que afecta al contenido de la democracia", dijo Cebrián en el Foro de la Nueva Comunicación que reunió en Madrid a los directivos de los medios hispanos más poderosos. La intención de Prisa de convertirse en un agente político contra los gobiernos que en América Latina encabezan un proceso de cambios radicales se desvanece en el aire junto con sus acciones.

El diario El Mundo, principal competidor de El País, también afronta problemas económico−financieros que podrían significar su quiebra.

Otro de los periódicos españoles de gran tirada, ABC, registró en febrero pérdidas por 43 millones de euros y sus ingresos publicitarios se redujeron un 26%. 220 trabajadores fueron despedidos en el último período y se recortaron los sueldos de los directivos. La Razón, propiedad de Editorial Planeta, sigue los pasos de El Mundo y El País: ya no toman colaboraciones externas y han acordado con los sindicatos congelar los salarios de los trabajadores.

"En ocho meses 1.850 periodistas quedaron en la calle", informa la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (Fape).

Aunque es el más golpeado por la crisis internacional, España no es el único país europeo en ver cómo sus emporios mediáticos se convierten en escombros. Los periódicos británicos The Times, The Guardian, The Independent, The Finantial Times y The Daily Telegraph pierden diariamente cientos de lectores y avisos publicitarios en toda Inglaterra. En Italia, los medios afrontan el más profundo derrumbe de la publicidad en 16 años: las acciones de las 10 compañías más grandes del país caen en picada. En Francia, el presidente Nicolas Sarkozy tuvo que inyectar 765 millones de euros para sostener a la industria mediática. Aun así, Le Monde ha reducido su plantel en un 20% con el despido de 130 trabajadores y jubilaciones forzadas. El periódico Libération, nacido en la primavera del Mayo Francés para desnudar los efectos intrínsecamente inhumanos del capitalismo, fue comprado por el banquero Edouard de Rothschild.

América Latina: malas noticias para los grandes diarios

Aunque en América Latina todavía no se han registrado quiebras en los grandes diarios, los efectos de la crisis empiezan a palparse. En Argentina, el grupo La Nación cerró la revista Cinemanía y planea reducir el formato de la Rolling Stone. Si bien desde la empresa afirman que los periodistas de la revista de cine serán ubicados en otras publicaciones, ya ha habido varias cesantías.

"Hay ajustes y despidos encubiertos", dice Edgardo Miranda, prosecretario gremial de la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (Utpba). Hasta el cierre de esta edición, más de 50 empleados administrativos del grupo La Nación estaban en conciliación obligatoria, analizando si aceptaban los retiros voluntarios propuestos por la empresa.

Clarín, por su parte, mascarón de proa de un poderosísimo grupo que incluye el monopolio de la televisión por cable, a estas horas duramente cuestionado por las multinacionales de la telecomunicación, abrió un listado de retiros voluntarios y presiona con los métodos habituales a los periodistas para reducir su plantel tratando de evitar un conflicto gremial. Otros medios de escasísima circulación en Argentina (tanto oficialistas como opositores que venden entre dos y cuatro mil ejemplares diarios) se mantienen artificialmente por razones políticas y sus trabajadores sienten que en las nuevas condiciones determinadas por la crisis su trabajo está amenazado.

Si bien las quiebras de los grandes diarios estadounidenses y la caída del grupo español Prisa aparecen en las primeras planas de La Nación y Clarín, los matutinos de mayor tirada en Argentina, sus propios problemas económicos quedan fuera de sus agendas mediáticas. Nada dicen de las caídas de sus ventas. El promedio de ventas de Clarín cayó por tercer año consecutivo y no logra que su promedio se ubique por arriba de los 400 mil ejemplares que eran su piso hasta hace tres años. Luego de un leve crecimiento de 2004 a 2006, las ventas de La Nación cayeron por segundo año consecutivo. Su promedio anual de ventas se ubicó por debajo de la media obtenida en los últimos cuatro años. Los 160 mil ejemplares que hasta hace unos años eran su piso, se convierten en el máximo de ventas.

En Venezuela, hasta el cierre de esta edición, no se conocen clausuras de grandes periódicos por razones económicas. Sólo salió de circulación el vespertino El Mundo para transformarse en un matutino de información económica, abandonando su perfil original de periódico generalista, con peso especial en política y sucesos.

El Mundo pertenece a la Cadena Capriles, también propietaria de Últimas Noticias (UN), el diario de mayor circulación del país.

Ese grupo económico tiene al frente de UN a un periodista partidario del presidente Chávez, Eleazar Díaz Rangel, y tenía a un antichavista al frente de El Mundo, Enrique Rondón, lo que puede leerse como una manera de estar bien con Dios y con el Diablo.

La decisión de cambiar el vespertino por el matutino obedece también al interés por disminuir los costos de distribución. Los camiones de la red de distribución debían circular por las principales ciudades del país llevando desde Caracas únicamente los ejemplares de El Mundo.

Ahora éstos, bajo el nuevo formato, podrán viajar en los mismos camiones que distribuyen UN en la madrugada: dos periódicos de un solo tiro.

Por su parte, el político antichavista Teodoro Petkoff se había anticipado a convertir en matutino su periódico Tal Cual, originalmente vespertino, pues así también podía aprovechar la red de distribución de los periódicos tradicionales, y de paso aumentar el tiempo de vigencia de cada ejemplar, que en el caso de los matutinos es varias horas más que los vespertinos. Conocedores del sector afirman que en el campo de la distribución de periódicos quedó erradicada hace tiempo la competencia, pues las empresas de distribución se reparten el país por zonas determinadas, de modo que todos los periódicos llegan a cada puesto de venta en un mismo camión.

Los coletazos del colapso económico mundial se sienten también en Paraguay. La circulación de los principales periódicos se ha retraído. Según un estudio de Auditores Publicitarios, empresa que releva el mercado publicitario para la Cámara de Anunciantes de Paraguay (CAP), entre enero de 2008 y el mismo mes de 2009 se registró una baja del 4,5% en la inversión publicitaria en revistas, diarios, radios y televisión.

Aunque no se han registrado despidos masivos en el país, el 90% de los periodistas consultados para una encuesta realizada por el Sindicato de Periodistas del Paraguay (SPP), manifestó no contar con el seguro del Instituto de Previsión Social (IPS). El 30% de los consultados afirmó recibir menos del escaso salario mínimo de 1.341.000 guaraníes mensuales (unos 259 dólares).

"Existe una evasión escandalosa que históricamente está postergando el bienestar de los compañeros en la tercera edad", expresan los representantes del sindicato de periodistas de Paraguay. "A consecuencia de esta deficiencia casi delictiva, muchos trabajadores no se pueden jubilar porque los patrones descuentan los aportes y no los transfieren al instituto previsional", denuncian los sindicalistas. "Como ejemplo tenemos el caso de los trabajadores del desaparecido diario Noticias, cuya patronal quedó adeudando más de 1.200 millones de guaraníes (unos 230 mil dólares al cambio actual), evadiendo cerca de cuatro años de aportes de los trabajadores. Hasta el momento el Instituto de Previsión Social no inició demanda alguna contra el ex dueño de este malogrado diario, Eduardo ’ Bilo’ Bo".

Casi como si fuera una respuesta, se escucha la voz de los trabajadores uruguayos: "Si frente a la crisis se toman medidas de apoyo a sectores que arriesgan la competitividad de sus productos en el exterior como el automotriz o el de la industria láctea, ¿por qué no tomar medidas para atender la situación de la prensa? ¿Vamos a dejar que se recorten los salarios o que los trabajadores vayan al seguro de paro?", se pregunta Víctor Abelando, presidente de la Asociación de la Prensa Uruguaya (APU).

Desde una visión opuesta, Federico Fasano, director y propietario del grupo mediático Multimedio Plural, integrado por el diario La República, la emisora 1410 AM Libre y TV Libre, declaró que la crisis económica global no ha golpeado las puertas del matutino, segundo periódico de circulación nacional: "Contrariamente nos ha beneficiado ya que bajaron los precios de los insumos y de la publicidad, y no disminuyeron las ventas de periódicos. No dependemos del poder económico sino de los lectores".

Según la mayoría de los analistas económicos uruguayos, los efectos de la crisis van a notarse en el segundo semestre del año. Las afirmaciones del titular del gremio de prensa parecen poner blanco sobre negro: "Todavía no hay despidos o envío de trabajadores al seguro de paro, pero sí una importante pérdida del salario real, y es frecuente que los sueldos, los salarios vacacionales y los medios aguinaldos se paguen con atraso.

Sabemos que cuando las crisis llegan, los grandes empresarios hacen que los costos se reduzcan por el lado de los trabajadores".

Cada día, miles de trabajadores de todo el mundo se quedan en la calle. Las rotativas funcionan a media máquina y las noticias sobre las quiebras y los cierres de los principales diarios del globo se suceden unas a otras, testigos del capitalismo de papel que se deshace en el aire.

La Constitución de 1931: un texto de vanguardia




por josÉ ignacio lacasta-zabalza



CUANDO Rodríguez Zapatero miraba hacia la izquierda en los primeros años de su mandato, reivindicó en una ocasión la Constitución de 1931. Toda la derecha española se puso hecha una furia y el reproche fue el mismo: Zapatero había roto el consenso. Un consenso de la transición prolongado imaginariamente en el tiempo y asentado en el silencio sobre la Constitución republicana y la ocultación de lo sucedido durante la dictadura de Franco. Esto es, un monumental chitón sobre dos de los aspectos más importantes de nuestro más reciente pasado.

Si no hay más remedio que hablar del texto de 1931, la derecha española suele empezar por sus defectos o los de la República. Al meritorio hecho de incluir a las mujeres en el sufragio de verdad universal, la derecha le añade que hubo próceres de izquierda que votaron en contra del voto femenino. Lo cual es cierto y no lo es menos que hubo sensatísimas críticas a esa tonta y viril actitud por parte de Manuel Azaña y Fernando de los Ríos. Críticas de éstos y otros gobernantes de la República de las que jamás se dice nada desde la derecha carpetovetónica.

Claro que el texto de 1931 tiene sus defectos, como un innecesario anticlericalismo que empaña su dominante y más que meritorio laicismo. Pues la Constitución republicana separa con claridad la Iglesia del Estado y, desde sus postulados, resulta impensable la nada democrática financiación especial de la Iglesia católica que hoy practica el Gobierno del PSOE. Ese fondo laico la hace -en este aspecto decisivo- muy superior a la Constitución actual.

Joaquín Varela Suances-Carpegna ha publicado un buen libro titulado Política y Constitución en España (1808-1978) (Centro de Estudios Constitucionales, 2007). En él se califica a la Constitución de 1931 como un texto de vanguardia. De él, tomo que es la primera Constitución española de carácter normativo, una verdadera ley que no puede ser contradicha por ninguna otra regla de rango inferior. Hasta entonces, las constituciones -salvo quizá la de 1869- eran papel mojado ante las que el poder no se sentía en absoluto obligado. Cánovas del Castillo gobernaba mediante decretos que contravenían frecuentemente la Constitución de 1876 (nacionalcatólica por cierto) y el estado de excepción, junto a las jurisdicciones militares, formaban el estilo preeminente de hacer política institucional en España. Sólo dos partidos (liberales y conservadores) junto al ejército encabezado por el Rey dirigían España. Rey que amparó -como supremo dirigente militar- el desleal e innoble golpe de Estado de Primo de Rivera.

La Constitución de 1931 no admitía que personas, fuerzas ni poderes estuvieran por encima de la misma. Pluralista, acogió la diversidad de partidos políticos y sindicatos. Que era una norma jurídica en su sentido literal -no contradicha por ninguna otra- lo acredita la creación del Tribunal de Garantías Constitucionales, precedente del Tribunal Constitucional en la actualidad. A ese órgano destinado a velar por la constitucionalidad de todas las leyes, podían acudir asimismo los particulares, mediante el recurso de amparo, cuando creían que habían sido violados sus derechos fundamentales.

Por primera vez en la historia de las instituciones españolas, una Constitución era normativa y aplicable, no un texto de meras intenciones o programas extendidos en una hoja de papel inservible que enmascaraba el ejercicio del poder arbitrario las más de las veces. También nacieron con ella el Estado social, los derechos sociales y económicos, plasmados en su articulado por la buena imitación de la Constitución alemana de Weimar y la mexicana de 1917 (que eran los textos más vanguardistas de la época). Y la enseñanza primaria, gratuita y obligatoria, fue mucho más que un buen deseo, convirtiéndose en un principio llevado a la práctica por los miles y miles de escuelas construidas por la República, así como por la impulsión de un cuerpo de maestros cuyo nivel estaba garantizado por las condiciones de ingreso en el mismo y su formación constante.

Además, la norma constitucional de 1931 fue el mapa o el embrión de la presente de 1978. Sus estatutos de autonomía estuvieron tan presentes que la actual Constitución fija un procedimiento especial para aquellos que fueron republicanamente plebiscitados.

De la relevancia en nuestra historia democrática de la Constitución de 1931, da fe la siguiente opinión de Joaquín Varela: "En realidad, la Constitución republicana de 1931 fue la única Constitución española que los constituyentes de 1978 tuvieron en cuenta. Al fin y al cabo, también era la más próxima en el tiempo, si se descartan, claro está, las leyes fundamentales del franquismo, que, al basarse en la negación de la democracia liberal, se sitúan en las antípodas tanto de la Constitución de 1931 como de la vigente Constitución de 1978".

Si eso es así, que lo es política y técnicamente, ¿a qué viene ese enfado de la derecha española o ese irracional vilipendio del texto de 1931? Pues a la falta de esa actitud civilizada que tiene, por ejemplo, buena parte de la derecha francesa. A la que, como a De Gaulle, no se le pueden reprochar medias tintas con Hitler ni con el régimen faccioso del mariscal Pétain.

La derecha española no quiere ni oír hablar de la Constitución de 1931 porque, si se desvela lo que fue y significa, queda también desnudo el hecho del golpe del 18 de julio de 1936. Que no fue contra los soviets, como quieren algunos revisionistas de la Historia, sino contra un texto legítimo, legal y producto del ejercicio del derecho a votar de toda la ciudadanía.

Tan es así que, en España y hasta junio de 1977, no se restableció el sufragio universal y el derecho de participación; en un aplastamiento de esos derechos fundamentales que hubo entre el 1 de abril de 1939 y las primeras elecciones generales que dan paso al proceso constituyente. Además, el consenso de la transición hace mucho que no existe, exactamente desde la desaparición de la UCD. Así que sería deseable, personalmente nada me gustaría más, que nuestra derecha (UPN y PP) se civilizase del todo. Que rompieran con nitidez con el franquismo y declarasen por fin que el único antecedente directo y democrático de la Constitución de 1978 es el texto de 1931. Seguro que la paz social y la cohesión de toda la sociedad civil saldrían ganando.





Para los laicos la III sera la nuestra




Milagros Riera |


Para los ateos y laicos es primordial alcanzar la tercera República, sin ella nunca habra separación de la Iglesia y del Estado

Con la primavera nació la República, durante un maldito verano intentaron asesinarla, digo intentaron porque no lo han conseguido, para nosotros vive siempre y la sangre de los que lucharon para defenderla corre por nuestras venas.

La II vive en nosotros, la III vivirá para todo este país, todos lucharemos por ella, no solo porque es el régimen legal, sino también porque es necesaria, sin ella la democracia no existe, la democracia en la boca de los que nos gobiernan no es mas que un engaño, un régimen post-franquista que continúa el anterior y que fue fraguado desde mucho antes de la muerte del asesino por toda una serie de poderes mas o menos fácticos que deseaban que todo siguiera como antes. Los mismos que traicionaron a un régimen democrático para apoyar a un dictador enano, diseñaron el proyecto que debía perennizar el nacional-catolicismo que nos gobernaba, y se nos convirtió en súbditos de un monarca cómplice del asesino y que el pueblo ignoraba.

La historia de la transición es muy conocida, recordemos simplemente la intervención de la CIA en el proyecto político Español, también la intervención de la OTAN en España, las dos instituciones al servicio del capitalismo trabajaban juntas, apoyando a los movimientos fascistas, como en Italia, donde esta noble institución se cobró tantas vidas en atentados sangrientos para imponer la estrategia de la tensión con el siniestro proyecto Gladio, que se aplicó en España hasta tiempo después de que fuera entronizada la monarquía. Recordemos todo esto ya que los enemigos de la República, segunda o tercera son siempre los mismos y están siempre ahí impidiéndonos toda veleidad de ser libres.

La Iglesia católica, la secta vaticana, la ICAR, o como se quiera llamarla, es uno de los principales obstáculos para alcanzar la instauración de una república en un país que toma por su cortijo y del que saca pingues beneficios. La segunda la asesinoó la tercera no la tolerará.

El Estado de la Nación intenta hacernos creer que es laico, todos los días los hechos, con tesón, desmienten lo que dicen. Los ministros siguen jurando sus cargos delante de una cruz, símbolo laico, como todos sabemos, y que para muchos de ellos no debe tener gran significado, se hace para contentar a la Iglesia que sigue gobernándonos.

En estos días las calles están tomadas por las procesiones, algunos ven en ellas algo típico y folklórico, no es así, las imagines están ahí, llevadas en hombros por unos cuantos y aplastándonos a todos, este año se aprovecha para hacer campaña contra el aborto, contra leyes de un estado al que no reconocen legalidad, solo ellos la tienen, la espada de Gomá declarando la Santa Cruzada sigue suspendida sobre nuestras cabezas.

Grandes carteles aparecen en muros, diciendo insensateces, pero que quieren pasar como ciertas, esta campaña es mas que otra cosa política y contra la liberación de la mujer, así piensan que ganará la derecha y ellos entraran aún más a saco de lo que lo hacen. Sobretodo fijémonos en la hipocresía que consiste en que la secta grite que la persiguen por el hecho de que los laicos y ateos sacamos algún autobús con el lema Dios seguramente no existe… en muchos sitios fueron prohibidos.¿ Donde esta la libertad de expresión? solo existe para ellos y sus campañas trasnochadas.

Este Estado que se dice laico, tiene leyes, pero son leyes que no se cumplen cuando molestan a la Santa Madre Secta, así los símbolos religiosos siguen en las escuelas, y allí se aprovecha el dinero público para adoctrinar a los niños, en algunas les hacen desfilar vestidos con los siniestros capuchones detrás de imágenes de dolor y muerte, en otros se proyectan falsos documentales enseñándoles fetos y niños triturados, y se llama asesino a Zapatero culpándole de que esto suceda, es mentira, lo saben, llaman asesino al jefe legal del gobierno y son los mismos que apoyaron al asesino Franco y fueron cómplices del genocidio de los republicanos, eso no lo cuentan y si lo hacen es para decir que la culpa la tuvimos los malvados rojos. Ellos si que destrozaron cuerpos de niñas violadas, fetos arrancados a los vientres de sus madres, recién nacidos estampados contra las paredes, todo estaba bendecido por el Altísimo y eso debe saberse, como no debe ignorarse la educación que dan a nuestros hijos con el dinero de todos.

Los laicos y ateos debemos pedir la tercera, solo ella puede garantizarnos la separación de la Iglesia y del Estado, unos gobiernos, tanto de derechas o de izquierdas ni puden ni quieren, son todos herederos de los fascistas que gobernaron con Franco y están comprometidos con todo lo que aquí pasó, por eso no se anulan los juicios ilegales, no se entierran a los muertos y nada se hace porque la religión salga al fin de la escuela, todos son cómplices y sólo el advenimiento de la III Republica podrá traer justicia y democracia.

De los que ahora gobiernan, de los que gobernarán luego nada podemos esperar y más en estos tiempos en que la crisis nos cerca, las soluciones que ofrecen ya las vemos, dinero para los bancos, paro para nosotros, las fabricas se cierran, pero se abren las iglesias y se construyen mini vaticanos con el dinero nuestro, allí podremos pedir que por milagro podamos pagar la hipoteca, saldremos sumisos y resignados, y sino las porras y los fascistas a sueldo del capital nos harán callar, a veces definitivamente como en Londres.

Este país no podrá seguir adelante si no se deshace de un pasado de injusticia, de la losa que aun pesa sobre nosotros, de una Iglesia que desea arrastrarnos a la Edad Media y de una institución como la monarquía que no sirve más que para que no olvidemos nunca que Franco la puso ahí, y que con ella sus herederos siguen gobernando y que nada debe cambiar.

La tercera puede traernos muchas cosas, libertad, democracia, verdad, justicia y reparación laicismo, libertad de partidos, el fin de la prisión para tantos jóvenes encerrados sin cargos, únicamente para dar ejemplo y que nadie se mueva, también pediremos el fin de tanta corrupción que empobrece el país para solaz de algunos.

Creo que todos tenemos razones para esperar la III como una liberación, luchemos por ella

¡Viva la República!

18 de julio de 1.936. >>>>> ¡¡ ABAJO LA MONARQUÍA del “Movimiento Nacional” !!




Sanz Vigo


Las monarquías en España siempre se han impuesto a sangre y fuego, y la de Juan Carlos I no iba a ser menos, ya que tiene sus orígenes en el mismo golpe de estado del 18 de julio de 1936. Su legitimidad -si la tiene- reside ahí, precisamente.

Las monarquías en España siempre se han impuesto a sangre y fuego, y la de Juan Carlos I no iba a ser menos, ya que tiene sus orígenes en el mismo golpe de estado del 18 de julio de 1936. Su legitimidad -si la tiene-reside ahí, precisamente.

Las monarquías en España siempre se han impuesto a sangre y fuego, y la de Juan Carlos I no iba a ser menos, ya que tiene sus orígenes en el mismo golpe de estado del 18 de julio de 1936.

Su legitimidad -si la tiene- reside ahí, precisamente.

Los diversos pronunciamientos en la historia reciente, Martínez Campos en 1874, Primo de Rivera 1923 o Franco en 1936, son para obstaculizar los intentos serios de la sociedad española por avanzar en el camino de la verdadera democracia y progreso, periodos de tiempo breves, que coinciden en impedir la consolidación o el advenimiento de la legalidad republicana, y por tanto, la imposición por la fuerza de las armas, de la ilegalidad monárquica.

La preparación, para la “instauración” (como dijo el dictador) de la monarquía de Juan Carlos I, se hace a conciencia, esta vez ya sí, con el asesoramiento y dirección de la que iba a ser primera potencia mundial, Estados Unidos de Norteamérica, pero, tras un periodo necesario de terror de mas de cuarenta años.



Periodo de tiempo suficiente para limpiar toda una generación -¿y descendientes también?- de rojos, contaminados de Republica y revolución.

Estoy hablando de eliminación física, sistemática y planificada de todo un pueblo.

Tiempo durante el cual se dirimen las disputas internas por la sucesión, -en un momento convulso a nivel internacional tras la segunda guerra mundial- con el objetivo de preparar en las mejores condiciones el regreso de la monarquía a España, objetivo básico y fundamental del golpe de Franco en 1936.

La legitimidad de la monarquía de hoy, hay que buscarla en el propio sistema de leyes e instituciones del régimen de Franco. A saber:

Ley de Sucesión de 1947, declaraba que España era un Estado constituido en reino, aunque formalmente sin una monarquía y un rey.

Bases institucionales de la Monarquía Española de 1946 , acuerdo de Franco y el Conde de Barcelona en 1948 para dar al joven Borbón, la “educación conveniente” en España.

Ley de Principios Fundamentales de 1958 y la Ley Orgánica de 1967 que ratifican la forma de Estado, monarquía del Movimiento Nacional.

El joven Borbón, asumió interinamente la Jefatura del Estado durante el franquismo entre el 19 de julio y el 2 de septiembre de 1974 y 30 de octubre a 21 de noviembre de 1975 por enfermedad del dictador. Momentos en que la represión contra la izquierda consecuente y revolucionaria no fue menor.

Tras la muerte del carnicero Franco el 20N, Juan Carlos fue ascendido a Capitán General de los tres Ejércitos y dos días después, proclamado Rey ante las Cortes Orgánicas y el Consejo del Reino.

¡¡Perdemos un Generalísimo de los Ejércitos y ganamos un Capitán General !! . Más de lo mismo.

¡¡Otro militar que habrá que “civilizar” antes que “militarice” a la sociedad civil!!.

Como colofón de toda la operación llamada de “Transición” llegamos a Ley para la Reforma Política de 15 de diciembre de 1976.

El referéndum no plantea la cuestión decisiva monarquía-republica como era de esperar, sino que la esquiva y elude planteando la engañosa, dictadura o democracia.

¿Quién iba a decir NO a la “d e m o c r a c i a” aunque fuera coronada y del Movimiento Nacional, tras la “limpieza” de mas de 40 años?

La “oposición” domesticada llama a la ABSTENCION en ese decisivo referéndum, tal y como estaba previsto.

Y finalmente la Constitución de 1978, monárquica por supuesto.


¿Legitima todo esto el régimen actual? Desde mi punto de vista NO. Puesto que está planificado desde arriba, por los franquistas, sus valedores internacionales y su legislación basada en el terror. Es como si diéramos visos de legitimidad a la legislación NAZI alemana o FASCISTA italiana.

¿Cuál es el elemento decisivo por el que la “transición a la democracia” en España, goce de la legitimidad o legalidad que dicen que tiene la monarquía y fuera tachada -la “transición”- de modélica y exportable a otros lugares?

Pienso que lo decisivo en todo este entramado fue, la actitud vergonzosa de los elementos políticos y sindicales COOPTADOS (como bien dice Joan Garcés en “Soberanos e intervenidos”), desde el IMPERIO y con la misión de cortar toda salida de ruptura a la dictadura del felón Franco.

Sin la concurrencia y participación de estos elementos políticos y sindicales de “izquierda” esta maniobra de tanto calado, no podría tener éxito y durar tanto tiempo.

No es casual que Fidalgo y Cándido Méndez el dia 22 de abril, estuvieran en una de las cinco convocatorias, pero no en la de las 25.000 personas por la III Republica. No es casual la omnipresencia de los “cooptados” en todos los pactos sociales, desde el Pacto de la Moncloa.

Este “cáncer físico e ideológico”, (¿solo en la dirección?) habrá que “extirparlo” conjuntamente con la Monarquía continuadora, que los reclamó, formó y potenció con todos los medios necesarios.

La expansión del sentimiento republicano y por tanto de la movilización social en la calle es buena señal, a pesar del bloqueo informativo generalizado.

Hablar de Republica en España, es empezar a hablar de democracia, y de progreso social. Repito, es empezar a hablar. Y esto el poder y sus padrinos lo saben. No se trata de reivindicar la II Republica, ni la Republica de la CEDA por supuesto.

Se trata de la III Republica, como primer paso, que todos queremos que sea realmente democrática y al servicio de todos los pueblos de España.

CON REFERENDUM O SIN REFERENDUM
¡¡ABAJO LA MONARQUÍA!! ¡¡III REPUBLICA YA!!