14 de mayo de 2009

Homenaje a prisioneros antifascistas. Bortxazko lanak. Baztanen frankismoan, Km 13 Ctra.Irurita, Artesiaga. día / eguna:16 . ordua/ hora :12




Homenaje a prisioneros antifascistas/Bortxazko lanak
Descubrimiento de una escultura/ Eskulturaren inagurazioa
km 13 Ctra. Irurita
Artesiaga.Pitzamar
Ordua/Hora: 12
Maiatza/Mayo 16

Antolatzaileak/organizan
Baztango udala/Pueblo de Irurita
Memoriaren Bidean


Diario de Noticias

La escultura 'Bidegabeko bidea' ya está instalada en el kilómetro 13 de Irurita a Eugi.FOTO: ONDIKOL
ELIZONDO. Una escultura creada en acero corten por Mikel Iriarte, que se instalará en el kilómetro 13 de la carretera NA-1740 de Irurita a Eugi por Artesiaga, recordará a los esclavos del franquismo, condenados por su ideología política antifascista, que la abrieron entre los años 1939 y 1941. El Ayuntamiento de Baztan, el Pueblo de Irurita, el instituto de estudios Gerónimo de Uztaritz y la asociación Memoriaren Bideak son los promotores de este homenaje de reparación y recuerdo, y agradecimiento a quienes sufrieron penas sin cuento en defensa de las libertades.

En Irurita y en todo el Valle de Baztan quedan todavía gentes que recuerdan a muchos de aquellos 1.756 prisioneros, condenados sin ningún tipo de juicios ni posibilidad de defensa en muchos casos, a trabajos forzados en el tramo de la actual carretera NA-1740. Malvestidos con harapos, hambrientos y sedientos, maltratados y enfermos, despertaban la pena y la compasión entre los iruritarras y baztandarras que, a espaldas de sus guardianes, les ofrecían trozos de pan y de chistorra (lo poco que había en cada casa) que debían mordisquear cruda y a escondidas, condenados a dormir sobre el barro y privados de cualquier derecho.


Los condenados de los Batallones de Trabajadores 18 y 159, y del Batallón Disciplinario de Soldados Trabajadores nº 12, cientos de soldados posteriormente trabajaron y otros 3.463 prisioneros construyeron fortificaciones de montaña englobadas en el Plan de Defensa del Pirineo Occidental. Se contaron unos 20.000 prisioneros tanto en fortificaciones como en la apertura de las carreteras de Igal a Roncal, Egozkue-Iragi, Lesaka-Oiartzun, Oiartzun-Erlaitz y Lezo-Jaizkibel.

Como ocurrió en el Pirineo, más de 150.000 presos, presas y prisioneros trabajaron en minas, fábricas, talleres, obras hidráulicas, ferrocarriles, obras de reconstrucción..., dentro de un plan destinado a obtener beneficio económico de la población cautiva y a adoctrinarles en el "hábito de la profunda obediencia". Trabajos forzados, hambre, agresiones y humillación, y muchas veces, también la muerte, se dieron allí y aquí, ante poblaciones (como en Irurita, Amaiur y en Erratzu) aterrorizadas por un trato que les parecía inimaginable.

En Baztan, también ocurrió con otras carreteras e instalaciones militares (cuarteles o campamentos en Erratzu camino de Izpegi, en el paraje Punpulusta de Amaiur, en Elizondo (junto al mercado y en la actual calle Castillo de Amaiur) y con la cadena de casamatas, bunkeres y fortificaciones levantadas a lo largo de la muga de Baztan con Iparralde. Setenta años después, mañana, sábado, a las 12 horas, se procederá a inaugurar la escultura en memoria, recuerdo y reconocimiento a aquellos que construyeron la carretera y que sufrieron en sus carnes un castigo infame de auténtica esclavitud.

Mayor Oreja se enorgullece en Barcelona de que su bisabuelo prohibiese hablar el euskera en su casa



.El Pais

El candidato europeo del PP opina que hace falta "más persona y más España" para salir de una crisis que es "moral"


"Mi bisabuelo se esforzó para que sus hijos no se encerrasen en el granero. Prohibió que hablaran el vasco en casa, para que aprendieran bien el español". El guipuzcoano Jaime Mayor Oreja, que encabeza la lista del Partido Popular a las elecciones europeas del próximo junio, se enorgullece de esta historia familiar suya. La ha narrado esta mañana en Barcelona para justificar su oposición al modelo de inmersión lingüística en las escuelas catalanas, que consagra la lengua propia de Cataluña como la vehicular en los colegios. No ha sido el único aspecto de política lingüística que ha tocado el candidato europeo.


También ha recurrido al ámbito no ya doméstico, pero sí autonómico, para defender su oposición a consagrar el catalán como lengua oficial en la eurocámara, como piden PSC, CiU, ICV y ERC: "El catalán se tiene que defender en Cataluña", ha opinado. En Europa, cree Mayor Oreja, hay que concentrarse en defender el español, del que dice que "no tiene el trato que se merece en la Unión", para que se convierta en la segunda lengua vehicular tras el inglés. Estas han sido las expresiones más elocuentes de la fórmula resumida en "más persona y más España" que ha presentado Mayor Oreja para solucionar una crisis que, según él, trasciende la economía. "Es una crisis moral", en la que la "mentira" del Gobierno socialista derrota a "la verdad", ha opinado.

Mayor reivindica de nuevo a Aznar

Ya no queda duda de que el PP se encara al próximo ciclo electoral en esta clave: "Son unas elecciones para, sobre y ante la crisis", ha dicho Mayor Oreja, después de dar por muerto políticamente a José Luis Rodríguez Zapatero: "El anterior ciclo político de la historia de España ha terminado. Queremos abrir uno nuevo" el 7 de junio, ha dicho. En este marco ha evocado las europeas de 1994, que, ha comentado, supusieron el inicio del camino de José María Aznar hacia La Moncloa. Y ha vuelto a reivindicar esa etapa: "Nuestro único aval de futuro es la lealtad al pasado más reciente", ha asegurado. Antes había admitido que el PP actual, en cambio, debe "adquirir más nervio político".

La evocación del Gobierno de Aznar no ha sido la única mirada atrás de Mayor. Ha vuelto a reivindicar el cambio político en Euskadi, propiciado por el pacto entre socialistas y popular, y que ha sido posible gracias "al cambio de actitud moral de millones de personas diez años atrás", cuando él lideraba el PP vasco. Ha evitado, eso sí, presentar este pacto como un ejemplo trasladable a Cataluña. "Por mi parte sería una injerencia absurda y ridícula decir lo que tiene que hacer el PP de Cataluña", ha declarado ante una audiencia en la que se encontraba la presidenta catalana, Alicia Sánchez-Camacho
.