23 de marzo de 2010

¡Libertad, yo escribo tu nombre !





J.A. Pina

Detenciones sumarias, secuestros, colonización de territorios, trabas a la libertad de circulación, al estudio, a las creencias, a vivir decentemente. Estas son las razones que han lanzado a la calle, a una parte de la juventud palestina esta semana. Muchos jóvenes entre los 10 y los 15 años se han enfrentado a la ocupación israelí. La inauguración con gran pompa de la sinagoga histórica de la Hurva en el casco antiguo de Jerusalén y el contexto en el que Israel prosigue la construcción, a pesar del Derecho Internacional, de 1.600 viviendas en los territorios ocupados de Jerusalen Este se ha añadido a la cólera de los manifestantes.

Decenas de detenciones han tenido lugar, detenciones que vienen a engrosar los 11.000 prisioneros palestinos que se pudren en las cárceles israelís al lado de Salah Hammouri y Marwan Barghouti.

La MJCF es un movimiento que quiere la paz y utiliza medios no violentos para conseguirla : desde este fin de semana las aldeas de Bilín y Nilin, centros de las protestas no violentas de Palestina., han sido declaradas “zona militar cerrada”. La paz sólo es una palabra vacía cuando se destruyen los medios que ella posee para afirmarse. El gobierno israelí utiliza siempre la misma estrategia : llevar la humillación y la provocación al máximo para provocar reacciones violentas y después acusar a la Autoridad palestina de hacer fracasar las negociaciones. Es tiempo de que esto acabe, de que la Unión Europea y Francia condenen la actitud de Israel y se comprometan seriamente para hacer respetar las resoluciones de la ONU. Estas exigencias constituirán un momento clave del próximo congreso del MJCF que se celebrará en Gennevilliers, del 15 al 18 de abril.

Esto saldra en la pagina al pulsar leer mas