25 de marzo de 2010

Reseña del ensayo de Alex Callinicos. Un manifiesto anticapitalista




Ricardo Rodríguez
Rebelión


Por falta de tiempo, por pereza y tal vez también porque aún no hemos sido capaces de tejer una nueva red eficaz de intercambio de conocimientos en la izquierda, por esos o por cualesquiera otros motivos, durante todos estos años he ignorado la existencia del libro y de su autor. Sin embargo, al leerlo por primera vez hace un par de semanas con el fin de tomar ideas para algunas charlas sobre la crisis del capitalismo, me llevé una de las más felices sorpresas de los últimos tiempos.

Se titula Un manifiesto anticapitalista, fue publicado en España por Letras de Crítica en el año 2003 y su autor es Alex Callinicos, profesor de filosofía en la Universidad de York y hasta hace poco un perfecto desconocido en nuestro país. Otros tres ensayos suyos que ya han visto la luz en castellano son Contra la tercera vía (Crítica, 2002), Igualdad (Siglo XXI, 2003) y Los nuevos mandarines del poder americano (Alianza, 2004). Me he hecho el firme propósito de buscarlos, encontrarlos y devorarlos en cuanto me sea posible.

La lectura de Un manifiesto anticapitalista puede ser una experiencia sugerente para un marxista, sin duda, pero también para cualquier ciudadano de izquierdas, o para cualquier ciudadano, sin más. Pero hoy, a la vista del cataclismo económico que erosiona los pilares del capitalismo, las tesis de Callinicos adquieren una fuerza deslumbrante. Y no porque derroche originalidad, que no es tal su pretensión. Al contrario, tras examinar las más sólidas críticas del capitalismo desbocado debidas a insignes reformadores de la talla de Keynes o James Tobin, Callinicos sostiene que para comprender las causas profundas de la ruina que asola a cada vez mayor proporción de seres humanos, que incluso amenaza la propia existencia del planeta, no queda otro remedio que regresar a la teoría del valor de Marx.

Nos encontramos, pues, ante una obra neta y paladinamente marxista. Pero sin el vicio de la retórica acartonada que a menudo vuelve ilegibles para el no iniciado nuestros textos. Callinicos trata de convencer al no convencido, objetivo que con frecuencia se diría olvidamos. Y seguro que por tal razón su estilo es ágil, exento de consignas litúrgicas, sencillo. Callinicos -cosa sorprendente- explica. No es poco mérito.



Aun cuando la crisis estalle en los mercados financieros, nos dice, éstos no constituyen por sí solos una fuente autónoma de inestabilidad; en todo caso, alargan el proceso de acumulación y en consecuencia posponen y a veces intensifican la manifestación de las contradicciones económicas subyacentes. La raíz del mal se halla en el funcionamiento mismo del sistema capitalista. Y para entenderlo cabalmente, sin desdeñar otras aportaciones, sólo Marx puede ayudarnos. Lo que caracteriza al capitalismo, a diferencia de cualquier otro sistema económico, es la extracción de plusvalía como finalidad única en un modelo productivo sin plan rector alguno. El capitalismo, como una máquina de movimiento perpetuo, sólo puede subsistir acumulando, creciendo, explotando la naturaleza y a los seres humanos con independencia de que se necesite o no lo que se produzca. Ello lo convierte en un sistema de prodigioso dinamismo, como Marx y Engels reconocieron en El manifiesto comunista, pero de extraordinaria e insalvable inestabilidad.

Y si ello es así, únicamente hay una alternativa real: acabar con el capitalismo. Callinicos no afirma en absoluto que dé lo mismo un capitalismo regulado, en el que se reconozcan derechos básicos a los trabajadores, con servicios públicos financiados por el Estado y un grado aceptable de justicia social, que el capitalismo corporativo y mafioso dominante en las últimas tres décadas. Pero, argumenta, una mera vuelta al Estado de Bienestar, aparte de altamente improbable en las condiciones actuales, mantendría vivos los resortes de la catástrofe.

En la segunda parte de su trabajo, después de acometer una crítica razonada y respetuosa de diferentes alternativas a la realidad actual con enérgica presencia en el movimiento antiglobalización (la encarnada por ATTAC, la del autonomismo y otras), se concentra Callinicos en aquella de la que él es partidario: el socialismo. Esto es, la planificación socialista de la economía, en una sociedad profundamente democrática en la que todas las personas que crean la riqueza necesaria para la subsistencia de la humanidad tengan la oportunidad de participar en igualdad de condiciones en la gestión de esa riqueza. Y tal cosa es posible únicamente si no hay una elite que posea en exclusiva los medios necesarios para la producción: es imprescindible acabar con la propiedad privada de los medios de producción. El libro se remata con un detallado programa de transición, enclavado en una orientación revolucionaria.

Nada nuevo, pues, nada original. Lo nuevo es la tarea de exponerlo de forma sistemática y sencilla para el lector común. Es manifiesta la voluntad de Callinicos de escribir un libro que sirva de herramienta de acción política. Yo creo que lo consigue con creces. Y es gratificante encontrar, en los turbios tiempos que corren, a quien, no sólo no se avergüence de declararse marxista, sino que además se sirva del marxismo para lo que vale, que no es para misas en comités centrales y encuentros del clan, sino para transformar la sociedad.

Un manifiesto anticapitalista no se encuentra hoy con facilidad. Si acaso en tiendas Vip y librerías de segunda mano, quizá en Internet. Pero merece la pena. Búsquenlo, léanlo, discútanlo y les garantizo que les aprovechará.

Cadena perpetua para un antiguo miembro de las SS‎. ¿ Para cúando en el Estado Español con los crimenes del franquismo?





Heinrich Boere ha sido declarado culpable de un triple asesinato cometido en Holanda en 1944
El antiguo miembro de las SS nazis Heinrich Boere ha sido condenado a cadena perpetua por un tribunal de la ciudad alemana de Aquisgrán. El fallo le encuentra culpable de un triple asesinato cometido en Holanda en 1944, durante la II Guerra Mundial.

La Fiscalía, había solicitado la máxima pena, mientras la defensa reclamaba su absolución al considerar que ya había sido procesado en el pasado por los mismos crímenes.

Como miembro del comando exterminador Feldmeijer de las SS hitlerianas, Heinrich Boere, que actualmente tiene 88 años, participó en el asesinato de tres civiles holandeses.

Sin embargo, el ingreso del antiguo miembro de las SS hitlerianas en prisión depende del dictamen de los forenses, que deberán decidir si su estado de salud le permite cumplir la pena entre rejas.

Las tres víctimas de Boere fueron asesinadas por el comando exterminador de las SS en las localidades de Breda, Voorschoten y Wassenaar entre julio y setiembre de 1944 como represalia por los atentados cometidos por la resistencia holandesa.

Tres hijos de dos de las víctimas se constituyeron en acusación privada en el proceso, en el que a lo largo de 20 sesiones, el acusado, siempre sentado en una silla de ruedas, no dijo prácticamente ni palabra.

El antiguo miembro de las SS reconoció, sin embargo, los crímenes de que se le acusaba a través de una confesión escrita que fue leída por sus abogados ante el tribunal de Aquisgrán.

Condena que nunca cumplió

Heinrich Boere fue condenado en ausencia en Holanda en 1949 a muerte por el triple crimen, aunque posteriormente le fue conmutada la pena por cadena perpetua, si bien nunca llegó a cumplirla.

El encausado cayó preso de las tropas aliadas antes de acabar la Segunda Guerra Mundial, pero en 1947 logró huir de su campo de prisioneros.

Durante siete años estuvo oculto en Holanda, luego entró en Alemania y en 1954 regresó a su localidad natal de Eschweiler (oeste de Alemania). Nunca ocultó su identidad ni escondió, a quien se lo preguntó, que había formado parte de ese comando de las SS.

Vivió sin sobresaltos todo este tiempo, hasta que en 2000 el fiscal Ulrich Maass, al frente de la Oficina Central sobre los Crímenes del Nazismo, abrió investigaciones sobre su caso.

Últimos coletazos

El proceso contra Boere es uno de los últimos juicios que se celebran en Alemania contra antiguos criminales nazis.

Actualmente es procesado en Múnich el presunto criminal nazi de origen ucranio John Demjanjuk, quien está acusado de participar en el asesinato de cerca de 28.000 judíos en el campo de exterminio de Sobibor durante la II Guerra Mundial.

http://www.publico.es/302698/cadena/perpetua/antiguo/miembro/ss

Homenaje en Bilbao/Bilbo a Daniel Bensaid: "un referente político e intelectual de la “izquierda de la izquierda”







Jaime Pastor

Afectado por una larga enfermedad que se había agravado en los últimos tiempos, Daniel Bensaid, nacido en Toulouse el 25 de marzo de 1946, murió este 12 de enero en París. Desaparece así una de las figuras más representativas de una generación política y contracultural que emergió a comienzos de los años 60 del pasado siglo en Francia y en todo el mundo, asumiendo en su caso un protagonismo político y personal en el Mayo del 68 francés (cuando, ya como miembro de las Juventudes Comunistas Revolucionarias, formaba parte del Movimiento 22 de marzo) y siendo cofundador de la Liga Comunista en abril de 1969 (luego, tras su ilegalización por el gobierno francés en 1973, tuvo que añadir “Revolucionaria”), organización vinculada a la Cuarta Internacional, uno de cuyos principales dirigentes fue Ernest Mandel. Fue precisamente poco después de ese mes de abril cuando, en mi condición de refugiado político en Francia, tuve la suerte de conocerle y compartir con él una amistad y un proyecto común nunca abandonados.

Pero Daniel no fue sólo un activista permanente e incansable contra el capitalismo y el estalinismo desde su juventud (incluyendo sus viajes clandestinos a Madrid o Barcelona para apoyar a la izquierda radical en su lucha contra el franquismo) hasta sus últimos días en los Foros Sociales Mundiales y en los más diversos lugares a los que era invitado, o en el Nuevo Partido Anticapitalista. También, desde su formación marxista, acompañó esa labor con una pasión intelectual constante por tratar de comprender el mundo, buscar respuestas frente a todo tipo de injusticias y sentar las bases de un proyecto socialista radicalmente distinto del despotismo burocrático vigente en el mal llamado “socialismo real”. Fruto de ese esfuerzo ha sido la larga lista de obras y artículos que publicó a lo largo de su vida sobre los más variados temas. Desde el libro que escribió con Henri Weber (Mai 68, une répetition générale) en 1969 hasta los más recientes (como Éloge de la politique profane, ya editado en castellano por Península, o Marx, mode d’emploi, muy difundido en el país vecino), pasando por sus reflexiones sobre las “grandezas y miserias de una aventura crítica” en Marx l’intempestif, La discordance des temps o Le pari mélancolique, sus escritos sobre Walter Benjamin, sus aportaciones contra la historiografía revisionista de la Revolución Francesa, sus diálogos con un amplio abanico de pensadores (como con Toni Negri en Un monde à changer, editado en castellano por Los Libros de la Catarata), sus polémicas con los “nouveaux philosophes” o sus propias memorias (La lente impatience) y sus controversias con el sionismo, el legado que nos deja Daniel Bensaïd es enorme. Un bagaje enriquecido también con su labor como profesor en la Universidad París VIII, su dirección de la revista Contretemps o su papel como animador de la asociación Louise Michel, recientemente creada.


Afortunadamente, ni su producción teórica ni su nomadismo militante –que en los últimos años eran cada vez más intensos a pesar de su enfermedad- han sido en balde, ya que no se puede entender fenómenos como la irrupción de nuevas formaciones de la izquierda radical en Francia y en otros países –incluido el español- sin la influencia que personas como Daniel han tenido en una nueva generación política libre ya del “síndrome del muro de Berlín” y convencida de que el capitalismo no es el “fin de la historia” y “otro mundo es posible”. Buen ejemplo de esto fue la publicación de un artículo suyo en la edición de El País del 2 de noviembre pasado con el título “Emerge una nueva izquierda”: allí insistía en que la nueva izquierda europea “o bien se contenta con un papel de contrapeso y presión sobre la izquierda tradicional (...); o bien favorece las luchas y los movimientos sociales para construir pacientemente una nueva representación política de los explotados y oprimidos”. No hace falta decir que él se inclinaba por esta última opción ya que, más que nunca, había que evitar caer en una mera gestión de los asuntos del capital en un momento de crisis sistémica como el actual. Porque sólo mediante un cambio de rumbo hacia “la izquierda de lo posible” se podrá ofrecer una salida frente al capitalismo mediante la socialización de los bienes comunes de la humanidad y del planeta; un horizonte que, en uno de sus últimos artículos y pese a la carga negativa que él reconocía en la palabra “comunismo”, ahora proponía reformular como “eco-comunismo radical”.

Fiesta por el decrecimiento en Pamplona/Iruña en la Plaza San Francisco el día 27 de Marzo







Este sábado 27 de marzo el colectivo Dale Vuelta- Bira beste aldera convoca a una fiesta por el decrecimiento, en la Plaza San Francisco de Pamplona, Alde Zaharrean. Empezaremos hacia las 11 de la mañana y habrá actividades durante toda la mañana, hasta las 2 de la tarde.

Un espacio de difusión de ideas y de encuentro de personas, para compartir experiencias y proyectos hacia ese otro mundo que ya es posible. Y para demostralo, todos los colectivos que ya han confirmado su presencia.

Menos es más, convivialidad, cuidadanía, gratuidad, trueque, iniciativas de transición, compartir tiempo y bienes… ¡Ven y trae a tu gente!

Colaboran: Aldezar, Salhaketa, Lurra, OCSI, Artamugarriak, Iniciativas para el diálogo, REAS, Traperos de Emaús, Landare, Iruñerria Piztera Goaz, La Hormiga Atómica, Ekologistak Martxan, Sortzen, Reciclantes, Malinche, Txiki eta Venturak kontalariak,

Esto saldra en la pagina al pulsar leer mas

UCNR incia hoy una campaña a favor de la III República con la presentación de una moción en el Ayuntamiento de Burlada









UNIDAD CÍVICA NAVARRA POR LA REPÚBLICA deseamos comunicar la próxima presentación, en los plenos municipales de Burlada (el jueves 25 de marzo) y de Berriozar (el miércoles 31), de una moción que, bajo el título de “Comisión Promotora de Ayuntamientos y Cargos Públicos por un Proceso Constituyente por la III República”, trata de recabar el apoyo de las instituciones más cercanas a la ciudadanía –los Ayuntamientos-, para que éstas se posicionen a favor de un nuevo modelo de Estado: Republicano, Federal, Laico y Solidario.

Tal iniciativa se inscribe dentro de una campaña ya iniciada en otras localidades y comunidades autónomas por la UNIDAD CÍVICA POR LA REPÚBLICA a nivel estatal, en lo que representa una apuesta por superar el régimen monárquico hoy vigente (y que, a nuestro juicio, ha contribuido a ahondar las desigualdades y las injusticias en todos los ámbitos –político, económico y social-, en lugar de mitigarlas), reivindicando su sustitución por una forma de gobernar más democrática y beneficiosa para los ciudadanos y ciudadanas; una forma de gobernar republicana, según los parámetros de igualdad y de justicia social.

A las personas que formamos parte de la UNIDAD CÍVICA POR LA REPÚBLICA, también en Navarra, nos caracteriza nuestro compromiso inquebrantable con el ideario republicano en aras de la consecución de un marco de libertades que trascienda el actual sistema de reparto de prebendas bipartidista que la Constitución de 1978 consagra, a través del impulso de la Democracia Participativa, en la que el poder resida verdaderamente en la voluntad popular, y que alcance incluso la toma de decisiones en materias relacionadas con la Economía; que la población goce de auténticos derechos que faciliten su acceso a unos empleos dignos, de calidad y con buenos salarios; que se fomente la existencia de unos servicios públicos realmente dignos de tal denominación, sin trabas ni recortes ni mucho menos injerencias del capital privado; que se brinde a las generaciones jóvenes una Educación Pública, Laica, Igualitaria y Eficiente, volcada esencialmente en la formación de personas y no de futura mano de obra barata, lista para ser explotada y privada de los elementos de juicio y de conocimiento más básicos; que nuestros gobiernos se decanten por impulsar un internacionalismo solidario, que rechacen la guerra como instrumento de actuación política y aboguen por planteamientos de paz y de solidaridad internacional, y, por último, que la Igualdad (así, con mayúsculas), no simplemente se esgrima como un argumento retórico, sino que se convierta en algo tangible y real.

En UNIDAD CÍVICA NAVARRA POR LA REPÚBLICA hemos contactado con las distintas fuerzas progresistas y de izquierdas que conforman el panorama político navarro con representación municipal para que se sumen a esta reivindicación, con la esperanza de cosechar un amplio respaldo y de que más consistorios se sumen al de Aibar, que ya hace un par de años mostró su posición favorable a dicha iniciativa. Esperamos que Burlada y Berriozar se erijan en los siguientes enclaves donde el eco producido por el llamamiento a la proclamación de la III República resuene con fuerza.





Esto saldra en la pagina al pulsar leer mas

Aznar carga contra la reforma sanitaria de Obama




El ex presidente del Gobierno asegura que es "aún una cuestión abierta" y que muchos americanos se oponen a ella

El ex presidente del Ejecutivo español José María Aznar dijo hoy que la reforma sanitaria aprobada por el Congreso de EEUU "es aún una cuestión abierta" y se hizo eco de los que critican su costo y ponen en duda su constitucionaliad.

El ex mandatario hizo esas declaraciones a la prensa española tras participar en un foro en la Biblioteca del Congreso junto con legisladores republicanos que se oponen a la reforma.

"El intento originario era convertir el sistema americano en un sistema europeo, lo que ocurre es que a la mayoría de los americanos no les gusta", dijo Aznar.

El ex presidente recalcó que muchos estadounidenses "tiene dudas de la constitucionalidad de un derecho que sea convertido en una obligación, o que la sostenibilidad fiscal de esta reforma sea posible".

La reforma ampliará en los próximos nueve años la cobertura médica a 32 millones de estadounidenses que carecen de cuidado de salud.

Según la Oficina de Presupuestos del Congreso, la medida reducirá el déficit en 130.000 millones de dólares (97.000 millones de euros), al elevar algunos impuestos y reducir el gasto en Medicare, el programa de salud para los ancianos.

Aznar afirmó que el futuro de la reforma, que se convirtió en ley el martes con la firma del presidente Barack Obama, "es una cuestión abierta todavía" y enfatizó que "la mayoría de la opinión pública está en contra".

Una encuesta de la empresa Gallup publicada hoy indica, sin embargo, que un 49% de los estadounidenses la apoya, frente a un 40 por ciento que la rechaza.

Esos resultados representan un cambio de opinión notable, pues antes de la votación en el Congreso ganaban los que se oponían a ella.

Aznar reconoció que la reforma "es una victoria importante para la administración y para el presidente Barack Obama".

Al mismo tiempo, enfatizó que los que se oponen a ella mantienen "que la salud es una responsabilidad individual de cada persona" y debe ser el individuo y no el Estado quien tome decisiones al respecto.

El acto en el que participó Aznar fue organizado por la Fundación para el Análisis y los Estudios Sociales (FAES), que él mismo preside, y el Instituto de Líderes Hispanos del Congreso (CHLI, en inglés).
Público