16 de noviembre de 2011

Los acusados por los tartazos a Barcina afrontan hasta 9 años de cárcel

Los tres presuntos autores de los tartazos a la presidenta de Navarra, Yolanda Barcina, podrían ser condenados a penas de hasta nueve años de cárcel. El juez Santiago Pedraz les imputa un delito de atentado contra la autoridad que lleva aparejadas penas de entre cuatro y seis años de cárcel. Sin embargo, para uno de ellos, Gorka Ovejero, recae el agravante de utilizar su condición de autoridad como teniente de alcalde de Arruazu y sumaría una pena de hasta nueve años. El titular del Juzgado Central de Instrucción número 1 no les ha impuesto ninguna fianza pero sí medidas cautelares. Deberán comparecer todos los lunes, entregar su pasaporte, no pueden salir del territorio nacional y deben designar un domicilio, tal y como ha solicitado la Fiscalía. Además de Ovejero, Julio Martín e Ibon García, todos ellos del Movimiento de desobediencia al TAV denominado Mugitu, han acudido a declarar a la Audiencia Nacional. Se han negado a responder a las preguntas del juez y del fiscal al entender que éste no es el órgano competente para investigar los hechos sino un juzgado de Toulouse (Francia), lugar donde se produjo la agresión el pasado 27 de octubre. Pedraz ha dado un plazo de diez días a las partes para que pidan la apertura del juicio oral o el archivo de la causa. Al tratarse de un procedimiento abreviado no hay procesamiento y por tanto el asunto podría elevarse a la Sala de lo Penal a corto plazo. En un auto, el juez considera probado que Ovejero se acercó a Barcina, que se encontraba presidiendo el 29º Consejo Plenario de la Comunidad de Trabajo de los Pirineos (CTP), y sacó una tarta escondida en una carpeta para de forma “sorpresiva” estamparle la tarta en su cabeza. Inmediatamente después, y mientras Barcina se encontraba aturdida como consecuencia del impacto, los otros dos imputados se acercaron por su espalda lanzando una tarta cada uno de ellos. Los tres citados pertenecen al movimiento Mugitu, que reivindica posturas contra el corredor navarro del tren de Alta Velocidad, por considerarlo una infraestructura antiecológica, antisocial y despilfarradora. Consideran que la razón de los tartazos era “agredecer los ímprobos esfuerzos que una máxima responsable política de Navarra estaba realizando por la imposición de esa infraestructura, además de ser una ‘elegante manera’ de darle la bienvenida a su nuevo cargo de presidenta de la CTP”, recoge Mugitu en un comunicado en su página web.http://www.burbuja.info/inmobiliaria/burbuja-inmobiliaria/263487-los-acusados-por-los-tartazos-barcina-afrontan-hasta-9-anos-de-carcel.html Esto saldra en la pagina al pulsar leer mas