12 de diciembre de 2011

Una suave caricia

Por Manuel Tapial. Miembro de la llamada "Flota de la Libertad asaltada por el ejercito Israelí_____ En las últimas semanas, en determinados foros usualmente utilizados por la izquierda española, he podido seguir con cierta preocupación como se ha venido señalando y atacando de manera desproporcionada a compañeros de batallas como Santiago Alba Rico, Esther Vivas u otras personas que sin necesidad de compartir sus posicionamientos con respecto al conflicto libio o el que actualmente se da en Siria, me parece que no merecen dicho linchamiento. De alguna manera me recuerda al linchamiento que hemos recibido otras personas de las cuales se nos ha dicho que nos paga en sionismo mundial, ONG´s turcas e incluso la inteligencia américana por nuestro activismo, acusaciones vagas y que quienes las han hecho no han podido demostrar de ninguna de las maneras, como en el caso que actualmente nos ocupa. Otra persona que me merece todo el respeto del mundo y que también ha sufrido el escarnio público es la diputada de Aralar Nekane Perez, quién por el hecho de compartir con otra diputada mensajes banales paso a ser noticia mediatica sufriendo otro linchamiento desproporcionado omitiendo los medios y las redes sociales de izquierdas que Nekane, fue secuestrada por las autoridades marroquies hace unos meses cuando intentaba acceder a los campos saharahuis para mostrarles su apoyo, que Nekane, lideró en Euskal Herria junto con otras compañeras la campaña Rumbo a Gaza siempre desde la sombra y sin airear su estatus de diputada por su partido politico, que Nekane estuvo con nosotros en Grecia en la primera linea de la batalla frente al sionismo. El caso de Santi Alba me parece tan grave como lo que le toco sufrir a Nekane. Santi, referente intelectual de la izquierda, y mago de las palabras, usando siempre un lenguaje seductor y atractivo, ha sido acusado de recibir dinero de entidades tan dudosas como la Fundación Ford, la CIA o frecuentar amistades tan impopulares para un izquierdista como Henry Levi, acusaciones que me imagino que el compañero Santi Alba ha sufrido en silencio sin entender realmente a que son debidas o que las motivan. Como decia anteriormente, no comparto las posiciones políticas que los compañeros han podido expresar de manera pública, seguro que sin imaginar que ese posicionamiento podría derivar en una reyerta barriobajera dialectica en contra de ellos. A mi juicio, y reconociendome ignorante en el desarrollo de los acontecimientos en Líbia e incluso en Siria donde tengo grandes y buenos amigos que aún no entienden que es lo que sucede y quienes estan detras, las dudas razonables que me despiertan los agentes en puja por el control de ambos territorios hace que me mantenga mudo en tomar una posición y prefiera la cautela. Lo que nunca me ha producido dudas es el interes de la OTAN en esta región y sus sucias prácticas apoyando a unos u a otros, y eso si lo he denunciado y denuncio cada vez que tengo ocasión. No me creo el contagio revolucionario de los pueblos egipcios y tunecinos de manera tan espontanea como nos lo han venido vendiendo. En cualquier caso, aunque no comparta la visión de compañeros de trinchera, nunca serán mis enemigos porque a lo largo de su trayectoría, sin necesidad de hacerlo, han demostrado valía, honestidad, transparencia y calidad humana e intelectual, cualidades de las que carecen aquellos desconocidos que buscan destacar y hacerse un espacio manchando el nombre y la integridad de personas que se han ganado el respeto y un espacio por meritos propios. Mas valdría a quienes acusan que mirasen a los que de verdad estan asesinando, expoliando y robando no solo las riquezas sino también los derechos de pueblos enteros a lo largo y ancho del planeta. Hay demasiados enemigos de verdad a los que señalar en vez de intentar despertar dudas en personas integras e intachables que siempren contaran con mi apoyo, aunque difiera de sus ideas. La vida, a algunos nos ha enseñado qué aún no compartiendo un ideario, es mas saludable estar rodeados de personas sanas e integras que compartir con gente que se presupone de tu lado pero que a la larga terminan presentandose como chacales a la espera de recoger un cadaver que ellos han venido cocinando poco a poco.http://activistak.com/2011/12/11/una-suave-caricia/