5 de septiembre de 2011

HISTÓRICA SESIÓN INVOLUCIONISTA EN EL AYUNTAMIENTO DE OLITE-ERRIBERRI( Navarra)



UPN y PP se unieron ayer en el ayuntamiento de Olite para protagonizar todo un alarde involucionista. Por seis votos contra cinco el pleno decidió pedir al Gobierno de Navarra la revocación de la denominación Olite-Erriberri, aprobando la moción presentada por Eva Gorri, única concejala del PP, quien argumentó que la decisión de cooficialidad que se tomó en la anterior legislatura fue "un grave error histórico y una manipulación política". Se rechazó la moción de PSN y Bildu, aprobada por catorce colectivos culturales de la localidad, para que se respetase el preacuerdo firmado antes de las elecciones para celebrar en las fiestas de Olite un concierto de txistularis en beneficio del Nafarroa Oinez. Por último, y siempre por seis votos contra cinco, se rechazó una moción de repudio a la sublevación militar de 1936. En resumen, toda una exhibición de espíritu excluyente e involucionista, nada sorprendente en una derecha que sólo a requerimiento de su dirección de Pamplona y de mal grado accedió a destiempo a condenar las acciones terroristas del grupo Falange y Tradición de hace dos años.
(En el video de olite.com el debate sobre la revocación del nombre Erriberri) Esto saldra en la pagina al pulsar leer mas

Falleció en el 2011 Carlos Astigarribia, hijo del ex-secretario general del Partido Comunista de Euskadi durante la II República



Falleció en La Habana Carlos Astigarrabia, un vasco afincado en Cuba desde 1962. Su historia personal podría parecerse a otras muchas de la numerosa y poco conocida Diáspora vasca, pero una mirada más de cerca a su vida nos da algunas claves de lo que significa formar parte de “un país que no existe”, como diría Marc Legasse. Hijo del político vasco Juan Astigarribia, comunista y miembro del Gobierno Vasco de Aguirre, ya su nacimiento presagió una vida marcada por la política: mientras él venía al mundo su casa estaba ocupada por la Guardia Civil, que buscaba a su padre huido.



Josemi Arrugaeta/La Habana, Cuba. Carlos Astigarrabia nació en Bilbao en otoño de 1934. Era hijo de Juan Astigarrabia y Josefa Zabalegui. Nació custodiado por la Guardia Civil, pues se dio la circunstancia que el parto se produjo durante las conflictivas jornada de la Revolución de Asturias, con focos insurreccionales en diversas localidades vascas. Su padre, Juan Astigarrabia, era un importante dirigente del Partido Comunista de Euskadi y andaba huido. La Guardia Civil lo buscaba y ocupó la casa, que ni siquiera desalojó durante el parto.

Carlos y su hermana Rosa fueron “niños de la guerra” y de 1937 a 1939 vivieron exiliados en la URSS. En 1939 la familia consiguió reagruparse en Francia para emprender el largo peregrinar del exilio. Embarcaron en 1940 de Marsella hacia la República Dominicana en el Comisario Rammel. Este barco hizo escala primero en Ciudad de Panamá y allí decidieron quedarse. En el viaje de retorno, el buque fue hundido por los alemanes. Juan Astigarrabia, su esposa Josefa Zabalegui y los dos hermanos se asentaron en Panamá.

Enamorado de Cuba

En 1962 Carlos acompañó a su padre a la Cuba revolucionaria, e hizo suya esta tierra como una patria compartida. En ella construyó su familia, trabajó y extrañó el lejano País Vasco. Se casó por primera vez con una cubana y tuvo 2 hijos, Juan Carlos y Luis Ernesto. Siguió sus estudios y se hizo ingeniero industrial, se volvió a casar y tuvo una hija, Karina, que vive en Miami. Juan Carlos también vive en Miami. Luis Ernesto vive en Cuba.

Carlos honraba la memoria de sus padres. Josefa murió en Panamá con 78 años y Juan en Donostia-San Sebastián a los 88 años. Juan Astigarrabia volvió al País Vasco con 80 años pensando que todavía podía aportar algo a la causa revolucionaria y a su pueblo vasco. Había sido secretario general del Partido Comunista de Euskadi durante la II República y consejero del Gobierno Vasco durante la guerra civil.

Tras la caída de Bilbao, en el verano del 37, fue objeto en Valencia de un juicio interno del partido, junto con Jesús Larrañaga. Fue expulsado del Partido Comunista por insubordinación a la Tercera Internacional y por inclinación al nacionalismo vasco. José Antonio Aguirre y Manuel Irujo lo protegieron en la turbulenta Barcelona de la guerra civil. Tras el exilio en Panamá, participó a partir de 1962 en la Cuba revolucionaria y en 1980 volvió al País Vasco, donde murió en la donostiarra Residencia de Ancianos de Zorroaga en 1989.

En el Laurac Bat habanero

En el barrio habanero de Playa, cerca de la Quinta Avenida, Carlos Astigarrabia mantenía su apego a su origen vasco. Sesenta años después de haber sido evacuado de Bilbao en pleno conflicto bélico, pudo volver a recorrer los paisajes de aquella Euskal Herria que tuvo que abandonar de muy niño. Su gran y debilitado corazón quería al País Vasco y a Cuba, donde se sintió siempre en su casa.

Los restos de Carlos Astigarrabia descansan en el panteón Laurac Bat del cementerio habanero de Colón, junto a los de otros muchos vascos y vascas que tuvieron que rehacer sus vidas entre la emigración y el exilio, formando parte de la Diáspora.
Euskalkutura.com

Un año más Garoña, ¡cierre ya!





El 11 de Septiembre volveremos a encontrarnos frente a las puertas de la Central Nuclear de Garoña para exigir su cierre inmediato sin demoras, aun conociendo su final ,programado para 2013. Acudimos a esta marcha como los pasados años, para protestar por un alargamiento que roza lo obsceno y lo peligroso, para demostrar que el movimiento antinuclear cada vez cuenta con más detractores y desmontar las falacias y estructuras que rodean a este complejo sistema energético. Sabemos que la energía nuclear es peligrosa, este año hemos sido testigos del trágico y lamentable suceso en la central nuclear de Fuckusima, sin olvidarnos de lo acontecido en Chernobil ante los ojos estupefactos de todo el mundo. El estado de esta central es deplorable como lo confirma la última parada de recarga. Cuando quiso volver a ponerse en marcha el 26 de Mayo de 2011, se produjeron unos errores en la turbina y se tuvo que realizar una parada no programada. La vibración de la turbina puede provocar el escape de gas radioactivo al edificio auxiliar de turbinas y al medio ambiente. Este último susto es uno más de los que la central nos tiene acostumbrados, rodeado siempre por el misterio y la poca transparencia.Desmontando el mito, encontrando el axioma evidente: Que la energía nuclear no contamina es uno de los argumentos utilizados por los defensores de la misma. La actividad de refrigeración de la central produce una notable contaminación térmica en el río Ebro. (Informe encargado por Greenpeace, a entidades homologadas por la administración para la recogida de muestras termométricas). Un informe del Ministerio de Medio Ambiente en Julio de 2009, ya alertaba de los problemas de refrigeración que tenía la central nuclear. Otro argumento utilizado por los partidarios de la energía nuclear es el siguiente: Sin la central, caería la producción de energía. En el año 2007 la producción de energía por parte de la central nuclear de Garoña fue del 2,1%, siendo sobradamente compensada por las fuentes renovables. Un último detalle para el debate suele ser el empleo y riqueza que puede generar un complejo nuclear como la central de Garoña. Ésta cuenta con una plantilla de 323 trabajadores fijos y no 600 y 1000 como ha intentado inflar la empresa responsable Nuclenor. Las energías renovables sí pueden ser en cambio una fuente de riqueza de empleo. Según un informe de CCOO en febrero de 2008, el sector renovable generaba 89.000 empleos directos.

A continuación se detallan algunas otras mentiras lanzadas por el todopoderoso entorno nuclear ahora que ven la amenaza del cierre de Garoña y del resto de las centrales nucleares. Dicen que el uranio es una fuente autóctona. España importa el 100% del uranio que necesita para sus centrales. También comentan que la energía nuclear, es un elemento indispensable en la lucha contra el cambio climático. Hay estudios que indican que el CO2 que se emite a la atmósfera para la extracción del uranio y su posterior transporte, invalidan esta teoría.

Por lo tanto la energía nuclear no solo no es barata, es demasiado cara. No contribuye en la lucha contra el cambio climático y es muy peligrosa para las vidas humanas y los ecosistemas, como ha demostrado el último accidente nuclear en la central de Fuckusima. Por lo tanto desde Izquierda Anticapitalista exigimos el inmediato cierre de la central nuclear de Garoña y también de todas las demás y animamos a acudir a la XXXII Marcha contra Garoña que partirá el día 11 de septiembre a las 12.00h desde Barcina del Barco.Aurten ere Garoñako Zentral Nuklearraren aurkako martxa antolatu da Garoñaren Aurkako Koordinakundearen eskutik; mezu honetan egunaren egitaraua dago eta atxekitutako artxiboetan prentsa oharra eta martxaren kartela (mila esker zabaltzeagatik!!!). Parte hartzera gonbidatzen dizugu!
Egitaraua
Autobusaren irteera: goizeko 9:00etan, Bilboko Arenalean (Nikolas Deunaren elizaren aurrean)
10:30etan, Gasteizko Gasteiz Etorbidean, (Europa Udaltegiaren aurrean)
11:30etan, Burgoseko Barcina del Barco herrian.
12:00etan, Manifestazioaren hasiera
15:00etan, Bazkaria, Friasen edo inguruko zuhaiztian. Norberak bere janaria eramango du.
18:00etan, Bueltatzeko ordua.
19:00etan, Gasteizen
20:00etan, Bilbon.
Aurreikusitako ordutegia da, eta aldatzeko aukera badago.
Prezioa: Bilbotik, 15 € eta eta Gasteiztik, 10 €; baina autobusean erabakiko da (jendearen asistentziaren arabera)
Izena ematea: Alfonso Ribote, 649 674 606
Intikapitalistak.org
____________________________________

Ahora sí descansan en paz




«Hay que entenderse con aquellos que no piensan como nosotros porque pueden tener razón», declaró José Luis Ollero ayer en el cementerio de Hormilla. El nieto de Wenceslao Ollero, asesinado y enterrado hace 75 años en ese mismo lugar, leyó unas palabras en representación de su familia con la oratoria propia del maestro. «¡Que hable Ollero!», gritaban en los años 30 en Santo Domingo de la Calzada refiriéndose a Wenceslao, recordó su nieto, y ayer su voz se convirtió en la de su abuelo.
El acto celebrado ayer en Hormilla fue sencillo y emotivo. Un centenar de personas (familias, amigos, calceatenses, sardineros, historiadores y miembros de la Asociación La Barranca) se reunieron para descubrir una placa en memoria de los cinco asesinados en la noche del 4 de septiembre de 1936, por culpa de la Guerra Civil: el alcalde republicano de Santo Domingo de la Calzada, Wenceslao Ollero, los concejales Alejandro Gallego, José Olagüenaga y Francisco Hernando y el vecino de la localidad Félix García. Ayer, en Hormilla, no se escucharon insultos ni hubo rabia ni propaganda política ni palabras amargas, solo un sincero recuerdo de las víctimas y el deseo común de que aquello no suceda de nuevo.
«No pretendemos avivar rescoldos en viejas heridas, esta reunión obedece a la imperiosa obligación familiar hacia unos parientes merecedores del recuerdo», declaró José Luis Ollero. Por parte de la familia Olagüenaga-Gallego, Pilar Navarrete agradeció la presencia de todos y el apoyo de los organizadores del acto, los historiadores calceatenses Agustín García Metola y Javier Díez Morrás. «Por fin sabemos que nuestros familiares están aquí, con una placa con sus nombres que los recuerda, con dignidad», explicó la sobrina nieta de José Olagüenaga. García Metola ejerció de presentador. No obstante, en su etapa como alcalde de Santo Domingo ya inició este homenaje en el año 2006 reponiendo simbólicamente en sus cargos al alcalde y a los ediles asesinados. «Fueron gente como nosotros, que trabajaron por su pueblo. Este es solo un primer paso», afirmó. También habló Jesús Vicente Aguirre, que reflexionó: «Aquí tenéis una bandera para el recuerdo. El verdadero homenaje es recuperar los ideales de los que aquí yacen 'tumbaos'
Larioja.com

».