12 de marzo de 2012

Decenas de miles de personas se manifiestan en más de 60 ciudades contra la reforma laboral

La afluencia de ciudadanos, más de 500.000 personas, según los sindicatos, llegó a provocar que la cabecera, en la que marchaban Toxo y Méndez, retrasara su llegada a la Puerta de Alcalá, dónde estaba situado el escenario desde el que se dirigieron a los manifestantes. Toxo ha asegurado durante su intervención que las concentraciones en otras 59 ciudades españolas ha logrado sacar a la calle a más de un millón y medio de personas. La manifestación ha arrancado a las 12.00 horas de la Plaza de Neptuno bajo el lema 'No a la reforma laboral inútil, ineficaz e injusta' y ha transcurrido en un ambiente de tranquilidad, acompañada de un tiempo soleado. Los manifestantes, en su mayoría con banderas de a los sindicatos convocantes, portaban pancartas con mensajes como 'Sin pan, sin paz' o 'Reforma laboral, violencia legal'. Otras apoyaban a los trabajadores griegos y, entre todas ellas, destacaba una situada sobre un camión, en la que se podía leer: 'El 29-M tod@s a la huelga general'. Además, durante la marcha se han escuchado pitos y petardos, así como cánticos contra la reforma laboral: 'Hace falta ya una reforma empresarial' o 'Huelga general'. Los lemas más combativos los lanzaron los miembros del Colectivo de Jóvenes Comunistas (CJC), quienes llegaron a decir que 'Si esto no se arregla, guerra, guerra, guerra'. Tampoco han faltado en la marcha las camiseta verdes a favor de la educación pública o las banderas violetas y verdes de la Izquierda Anticapitalista'. Asimismo, a la manifestación han acudido el coordinador general de IU, Cayo Lara, y la portavoz socialista en el Congreso de los Diputados, Soraya Rodríguez. Como en la última movilización, miembros del Bloke Krítiko del 15-M y de CGT han increpado a su paso a los líderes sindicales al grito de 'No nos representan'. LA REFORMA LABORAL COSTARA UN MILLON DE PARADOS Tras la llegada de los líderes sindicales al escenario de la Puerta de Alcalá, los asistentes han mantenido un minuto de silencio en memoria de las víctimas del 11-M, después de que en los últimos días se acusara a los sindicatos de falta de sensibilidad por convocar manifestaciones el mismo día que se conmemora el octavo aniversario de los atentados de Atocha. A continuación, el secretario general de UGT, Cándido Méndez, que ha agradecido la asistencia "pacífica" a la manifestación y el respeto al minuto de silencio, ha resaltado el buen seguimiento de la manifestación. "Aquí hay mucha gente", ha repetido hasta en tres ocasiones. "Este es un acto más hacia la huelga general del 29-M, si Rajoy no la remedia. Estamos aquí porque el Gobierno no da ninguna solución", ha gritado a través de la megafonía, para, a renglón seguido, acusar al Ejecutivo de "hacer un ajuste de cuentas con los derechos de los trabajdores". Si bien, Méndez ha subido aún más el tono para asegurar que "la reforma laboral va a costar un millón más de parados". Según ha asegurado, la reforma laboral "ha dado a los empresarios no el contrato único, sino el despido único" y provocará que "la única y primera respuesta a la crisis en las empresas sea el despido puro y duro". 1,5 MILLONES DE MANIFESTANTES EN TODA ESPAÑA Por su parte, el secretario general de CC.OO, ha asegurado que "más de 1,5 millones de personas se han echado a la calle para que se acabe con esta tropelía que pretende instaurar un estado de excepción en las relaciones laborales". "¿Dónde están los impuestos a las empresas, la lucha contra el fraude, la reforma fiscal que necesita España? ¿Dónde está la reforma financiera que vuelva a poner el crédito a disposición de la economía?"; ha preguntado durante su intervención. Además, Toxo ha negado que el Gobierno haya mantenido hasta 32 reuniones sobre la reforma laboral con los sindicatos, como dijo el pasado viernes la vicepresidenta primera del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría. "¿Con quién? ¿Con CEOE? Porque desde luego con los sindicatos no, porque diálogo no es decir 'estamos esperando recibir propuesta'", ha afirmado, para añadir que "el Gobierno cree que desde la legitimidad de las urnas tiene patente de corso para imponer lo que sea, cuando sea y como sea". Por su parte, el secretario general de UGT de Madrid, José Ricardo Martínez, ha asegurado que la reforma laboral es "la mayor agresión a los trabajadores de la democracia", a lo que ha añadido que los sindicatos no se fían de los empresarios: "Procuren no amenazar a los trabajadores que vayan a la huelga el 29 de marzo, porque estaremos vigilando en las empresas". El secretario general de CC.OO. de Madrid, Javier López, ha asegurado que la huelga general del 29-M es "un signo de voluntad de diálogo". "Preferimos el diálogo, pero si los desprecian lo deben saber", ha añadido para apostillar que "los sindicatos serán duros, firmes y contundentes en la deforma de las personas". Diario de Noticias Finalmente, como es habitual, tras los discursos de los secretarios generales de CC.OO. Y UGT, la manifestación ha terminado con 'La Internacinal' sonando de fondo.