22 de mayo de 2012

Partidos políticos y movimientos sociales ponen en marcha la Asamblea Anticrisis de Barañáin

Porque consideran que "hay una salida social a la crisis que pasa, entre otras medidas, por la búsqueda del pleno empleo, la defensa de lo público, la reforma fiscal progresiva y la banca pública", los grupos municipales de NaBai, Bildu, Batzarre, IUN-NEB y PCE-EPK, junto con asociaciones y movimientos sociales de la localidad, han puesto en marcha la primera Asamblea Anticrisis de Barañáin. Un proyecto en el que, como señaló Consuelo de Goñi, la "participación ciudadana es fundamental" y, por ello, invitaron a todos los vecinos a acudir el próximo jueves, a las 19.30 horas, a la casa de cultura para conocer el acuerdo político suscrito por los "partidos de izquierda de nuestro pueblo", así como el plan de acción, y que, de este modo, se puedan integrar en los grupos de trabajo para desarrollar medidas concretas que ayuden a los berinianenses afectados. En la rueda de prensa tomaron parte el concejal de I-E Koldo Laskibar, por Batzarre; Roberto Donalisio, por IU; María Jesús Eskorza, por Vocalía de la Mujer Barañaingo Emakumeen Taldea; el edil José Ignacio López Zubikarai, por Bildu; la concejala Consuelo de Goñi, por NaBai; José Álvarez, por Barañaingo Gizarte Foroa; y Noé Frago, por Bildu. También se han unido a este proceso asambleario el Comité laboral del Ayuntamiento, la Escuela Social de Barañáin, la Asociación Cultural Miguel Hernández y AHT Gelditu. SOLIDARIDAD Donalisio destacó que "partidos de distinta ideología hayamos sido capaces de encontrar lo que nos une" para "abrir un proceso de solidaridad y de salida a la crisis en nuestro ámbito". Por su parte, Zubikarai sostuvo que "es mentira que solamente se puede salir de la crisis con los recortes y los sufrimientos de mucha gente", al tiempo que apostó por "ayudar a la gente de nuestro pueblo que lo necesita en la medida de nuestras posibilidades. Se trata de evitar desahucios, de intentar construir un comedor social, un banco de alimentos público, luchar por la educación y la sanidad públicas...". Entre sus objetivos, está pedir que se cree una comisión anticrisis abierta a colectivos y a la ciudadanía en el Ayuntamiento, "trabajar por elevar el nivel de conocimiento sobre la crisis", "plantear propuestas concretas de ayuda", "exigir la elaboración de presupuestos participativos", "reclamar eficacia en la gestión y transparencia, como algo imprescindible para terminar con sueldos desmesurados", o "acabar con la privatización de servicios públicos". En cuanto a la repercusión concreta de la crisis en Barañáin, Álvarez dijo que a final de año "había más de 2.000 trabajadores en paro y la crisis no ha ido a menos" y Zubikarai añadió que puede haber unos siete desahucios. Eskorza apuntó el "bajón" en los comedores escolares, de niños que han dejado de ir porque sus padres están desempleados, y Donalisio mostró su preocupación por lo que atañe a educación y a sanidad.Diario de Noticias