19 de agosto de 2012

Carta de Diego Cañamero a Duran i Lleida

Si tanto le molesta el PER de los jornaleros/as ¿Por qué no defiende la reforma agraria (un 2% de propietarios posee el 50% de toda la tierra de Andalucía) que supondría el fin de este subsidio? Señor Antoni Duran i Lleida: Es usted uno de esos políticos profesionales que sin “saber que es el PER”, ni por qué “existe”, ni cuáles son los problemas del medio rural andaluz, habla y opina solo para congratularse con la burguesía catalana y para arrancar unos cuantos de votos miserables aunque sea a costa del desprestigio de los jornaleros/as de Andalucía. Usted sabe bien que el PER y los subsidios son un insulto a los jornaleros/as, siempre hemos defendido que el dinero público fuera a cambio de trabajo, respeto y dignidad. Pero es usted y los que piensan como usted los responsables de que los jornaleros/as tengamos este subsidio (el paro alcanza el 40% en el medio rural andaluz. No sea demagogo ni corto de memoria, ya que la burguesía catalana a la que representa pactó con los terratenientes el que Andalucía fuera una zona subdesarrollada, para proporcionarles materias primas (el 80% del algodón se cultiva en Andalucía y todas las empresas textiles están en Cataluña) y mano de obra barata, así 2.000.000 de andaluces tuvieron que emigrar a su tierra. ¿No tiene nada que decir de esa mano de obra? ¿También reciben el jornal en los bares de Cataluña? En vez de criticar el PER que suponen 7 euros al día, y que solo lo reciben 220.000 jornaleros/as de los 513.000 existentes, ¿por qué no critica que un 20% de propietarios (terratenientes) se lleven 5.200 millones de euros cada año de de la política agraria comunitaria (la PAC, el PER de los ricos) a cambio de nada, solo por tener tierras? Y encima le dan medallas como a la Duquesa de Alba. Si tanto le molesta el PER de los jornaleros/as ¿Por qué no defiende la reforma agraria (un 2% de propietarios posee el 50% de toda la tierra de Andalucía) que supondría el fin de este subsidio? Señor Duran i Lleida, A usted le pasa como a ese ministro de agricultura y ganadería que le regalaron una oveja y se llevó el perro del pastor creyendo que era una de ellas. DIEGO CAÑAMERO Secretario General del Sindicato de Obreros del Campo de Andalucía 10-10-2011