3 de septiembre de 2012

La conciencia de Sánchez Gordillo

Amador Martos- La columnata. Mucho se ha hablado durante este verano de las actuaciones de Sánchez Gordillo al frente del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT). El diario progresista The Guardian ha comparado los asaltos a supermercados y fincas privadas con las acciones de resistencia pacífica de Gandhi contra el Imperio Británico. El mismo Gordillo afirmó que “Gandhi lo hubiera firmado sin ningún problema”. Sin embargo, para el Partido Popular, su comportamiento es tildado de “golpismo y totalitarismo”. ¿Cómo discernir cuándo una persona actúa por profundas convicciones personales, políticas y humanitarias, aún a riesgo de transgredir la legislación vigente? ¿Se puede criminalizar a una persona por ayudar a los hambrientos que deberían ser socorridos por el Gobierno del Reino de España? En definitiva, la pregunta fundamental es: ¿cómo saber si una actitud o juicio, sea del color político que sea, proviene de una profunda convicción personal y no de un interés partidista o populista? Ello requiere de un análisis. …………Al decir del dramaturgo francés Molière, “la virtud es el primer título de nobleza; yo no me fijo en el nombre de una persona sino en sus actos”. Asimismo, para tener un criterio que nos ayude a discernir entre los verdaderos y los falsos profetas, Jesús, a través del Evangelio, dijo: “Por sus obras los conoceréis”. Por tanto, para que cada cual pueda sacar su propio juicio sobre las acciones de Sánchez Gordillo, es pertinente saber acerca de su trayectoria vital, ideológica y humanitaria, expresada a través del sindicalismo y la política. …………En el plano político, Sánchez Gordillo es el blanco del Partido Popular: la intención es darle un escarmiento y evitar que se produzca un mimetismo de sus acciones por el resto de España. Es evidente que este emulador de Gandhi es una molestia para los ricos que gobiernan, pues deja en evidencia el abocamiento a la pobreza en la que se halla España. En este sentido, las actuaciones de Sánchez Gordillo son un síntoma de un problema silenciado, en sus propias palabras, de que “los ricos roban a los pobres”. Pero para el Partido Popular es un “golpista y totalitario”, según el secretario general de los populares andaluces, José Luis Sanz. …………Pero sería injusto enjuiciar a un hombre por esas acciones concretas y no por su trayectoria de muchos años en el ejercicio de su condición política y sindicalista. Es preciso saber si en su vida siempre ha sido coherente con sus ideas y acciones, cosa que no pudiera decirse de la casta política en general. A muchas personas se les escapa que Sánchez Gordillo es alcalde de Marinaleda desde 1979. Desde la Transición, esta pequeña localidad sevillana es hegemónicamente “roja”. Con la llegada de la crisis económica, ha demostrado que su particular utopía es una alternativa real frente a la especulación de los mercados: su tasa de paro es del cero por ciento. ¿Alguien puede decir lo mismo en el resto de España? Produce una sana envidia. Veamos cómo ha sido posible ello. …………Tras años de lucha, los vecinos de Marinaleda consiguieron en 1992 las tierras de El Humoso, donde hoy está la cooperativa creada por los propios jornaleros. Su objetivo: “La tierra, para el que la trabaja”. Prácticamente todos los jornaleros cobran lo mismo: mil doscientos euros al mes. ¿Alguien firmaría eso con la que está cayendo? Mientras el ‘boom’ inmobiliario y la especulación campaban a sus anchas durante los últimos años en España, en Marinaleda era posible obtener una casa de noventa metros cuadrados por quince euros al mes (sí, han leído bien: quince euros al mes), gracias al trabajo cooperativo en la construcción. ¿Alguien firmaría eso con la que está cayendo? El modelo económico por el que se rige Marinaleda es la igualdad y la participación del pueblo, principio extensible a la política. Con ese código moral y de convivencia no es necesario un cuerpo de policía para reprimir y castigar. ¿Alguien firmaría eso con la que está cayendo? En las decisiones políticas pueden intervenir todos los vecinos del pueblo. En Marinaleda, el partido (Izquierda Unida), el sindicato (SAT) y el Ayuntamiento trabajan en conjunción para el beneficio del pueblo. ¿Alguien firmaría eso con la que está cayendo? Respecto a los impuestos, son los más bajos de la comarca, pues hay deliberaciones públicas donde los vecinos pueden aprobar las partidas y decidir en qué se invierte. ¿Alguien firmaría eso con la que está cayendo? Además, se practica una agricultura cien por cien ecológica, a la vez que se fomenta la creación de más puestos de trabajo mediante diversas industrias alimentarias, consiguiendo el pleno empleo. ¿Alguien firmaría eso con la que está cayendo? …………Frente a la ideología dominante del neoliberalismo, están surgiendo voces críticas que creen en la posibilidad de un mundo diferente. Sánchez Gordillo es una de esas voces. Y Marinaleda, un oasis y un ejemplo para España. El único secreto radica en que la racionalidad ha conectado con la espiritualidad humana: el bien y la felicidad común están por encima del egoísmo y la individualidad propugnada por el sistema capitalista. Sánchez Gordillo y Marinaleda no son una utopía: son un ejemplo de simbiosis de las conciencias personales de sus ciudadanos en favor de la conciencia colectiva. Marinaleda es la prueba evidente de que Sánchez Gordillo actúa en conciencia con sus profundas convicciones ideológicas y humanitarias mediante su activismo sindicalista y político para defender sus ideas revolucionarias. …………Toda idea revolucionaria es sumamente perjudicial para la salud. Jesucristo fue crucificado por defender que era hijo de Dios (hoy en día, el cristianismo es una religión mayoritaria). Copérnico, Kepler y Galileo se enfrentaron a la inquisición eclesiástica por defender el sistema heliocéntrico de los planetas (hoy en día, nadie duda de que la Tierra gira alrededor del Sol). Martin Luther King fue asesinado por defender los derechos civiles para los afroamericanos y la discriminación racial (en 1964 fue Premio Nobel de la Paz por la defensa de sus ideas). Nelson Mandela estuvo veintisiete años en la cárcel por defender una democracia multirracial en Sudáfrica (en 1993 fue Premio Nobel de la paz por la defensa de sus ideas). Cualquier persona que quiera cambiar la ideología dominante de su época debe saber que se enfrenta a una tarea inconmensurable que, a veces, se paga con la propia vida (Sánchez Gordillo ha recibido amenazas de muerte). Sin embargo, es gracias al sacrificio, a la firme creencia y defensa de las propias ideas como la humanidad ha ido avanzado en mayores derechos y libertades. Así es como se escribe la historia, con la lucha de personas por un ideal en favor del verdadero conocimiento, la verdad y el amor a la humanidad. …………En la conciencia de cada cual reside la opción de comprometerse, o no, con ideas revolucionarias. En sociedad y en política se utiliza muchas veces la palabra ‘conciencia’, pero pocas veces es coincidente moralmente con los actos emanados de ella. Sánchez Gordillo y los vecinos de Marinaleda son ejemplos vivientes de conciencias personales al servicio de la conciencia colectiva. Actuar en conciencia es un difícil arte al alcance de muy pocos políticos. Sánchez Gordillo es una ‘rara avis’. No es de extrañar que la CNN lo haya definido como el Robin Hood español contra la crisis.