26 de noviembre de 2012

Biografía del mítico militar republicano “Sargento Fabra”

La editorial Los Libros de la Catarara ha dado a la luz el libro El sargento Fabra. Historia y mito de un militar republicano (1904-1970), de José Antonio Vidal Castaño. Se trata de la biografía del sargento de Ingenieros Carlos Fabra Marín, que “fue considerado durante los primeros compases de la guerra civil como un héroe y reconocido como tal, en su momento, por el mando y las autoridades republicanas”.

Según la editorial, “su acción de guerra en el batallón de Zapadores Minadores del acuartelamiento de Paterna, el 29 de julio de 1936, abortando la rebelión de sus oficiales contra la República fue decisiva para inclinar la balanza en contra del alzamiento militar en la guarnición de Valencia. No obstante, esta acción y los hechos que de ella se derivaron no han sido suficiente y justamente valorados por la historia posterior.



Sin embargo, el mito del sargento Fabra tras la contienda, pese a su desaparición del escenario político y militar, exiliado con su familia en Francia, logró sobrevivir. Su valor frente a los militares rebeldes de 1936 gozó en círculos antifranquistas del prestigio de una leyenda al más puro estilo griego. José Antonio Vidal Castaño realiza un exhaustivo trabajo histórico de la peripecia personal y familiar del sargento Fabra y de las ideas, conflictos, estilos de vida y otros aspectos que compusieron la sociedad española de su tiempo”.

José Antonio Vidal Castaño es doctor en Historia Contemporánea. Sus líneas de investigación se centran en los aspectos políticos y militares de la Segunda República, la guerra civil, el exilio y la resistencia antifranquista, sobre los que ha publicado numerosos trabajos, comprometidos con el análisis y el rescate de la memoria histórica del siglo XX, entre los que destacan La memoria reprimida. Historias orales del maquis (2004) y Campo de Septfonds. Republicanos españoles en “judes” (2006).

Hace unas semanas, la Agrupación del Partido Comunista de España en Paterna retomó el nombre que llevó durante muchos años, “Agrupación Sargento Fabra”.