5 de agosto de 2012

La Oposición en Madrid plantea impedir por ley que miembros del Opus ocupen cargos públicos

El secretario general del PSM, Tomás Gómez, ha dicho hoy que el gobierno del PP "está al servicio del Opus Dei" y consideró que habría que "elevar a rango de ley que personas que pertenezcan a 'pseudosectes' como el Opus Dei no puedan ocupar responsabilidades públicas ". Así lo ha manifestado el líder de los socialistas madrileños, en relación a la polémica generada en las últimas semanas en torno a posibles reformas en la ley del aborto, durante su visita hoy el término municipal de Boalo-Cerceda-Mataelpino para mantener un encuentro con responsables políticos de la zona. "Me parecen preocupantes las posiciones de integrismo religioso que tiene el Gobierno del Partido Popular. Lo veíamos hace unos días con la propuesta de ley de interrupción voluntaria del embarazo del señor Ruiz-Gallardón. Esto es lo que pasa cuando en los gobiernos se introduce gente del Opus Dei ", dijo Gómez. Con esta norma se acabarían "las tonterías como las que decía y hacía el señor Cotino o muchas de las que está imponiendo ideológicamente el Gobierno del Partido Popular, que está al servicio en muchas ocasiones del Opus Dei y de grupos similares ", continuó. Gómez se refirió así a las declaraciones del presidente de las Cortes Valencianas, Juan Cotino , que volvió a defender el pasado 1 de agosto que aquellas mujeres que quieran abortar vieran obligatoriamente, antes de hacerlo, una ecografía del feto y se les plantean diferentes opciones y alternativas para seguir con el embarazo. Tanto el gobierno de Madrid, con el supernumerario Jorge Fernández Díaz, Ministro de Interior, o Gallardón, de Justicia, o la Andrea Fabra del "que se jodan", como el de CiU, con Irene Rigau entre otros-el mismo pilar de CiU ahora a la sombra Joaquim Molins y los López-Rodó franquistas-son ligados estrechamente a la secta-prohibida en Noruega-y fundada por el franquista y reaccionario Escrivá de Balaguer.http://noticies.sirius.cat/2012/08/tomas-gomez-planteja-impedir-per-llei.html

Comienza el juicio contra el grupo de punk feminista ruso Pussy Riot

Las tres componentes del grupo punk feminista Pussy Riot -Nadezhda Tolokónnikova, Yekaterina Samutsévich y María Aliójina- llegaron el lunes al juzgado de Jamóvnichesky (el mismo en el que tuvo lugar el proceso del magnate Mijaíl Jodorkovski). Se enfrentan a una pena de 7 años por gamberrismo y por ofender los sentimientos religiosos de la comunidad ortodoxa rusa. Las tres componentes del grupo punk feminista Pussy Riot -Nadezhda Tolokónnikova, Yekaterina Samutsévich y María Aliójina- llegaron el lunes al juzgado de Jamóvnichesky (el mismo en el que tuvo lugar el proceso del magnate Mijaíl Jodorkovski). Se enfrentan a una pena de 7 años por gamberrismo y por ofender los sentimientos religiosos de la comunidad ortodoxa rusa. El pasado 21 de febrero, cinco componentes de Pussy Riot entraron en la catedral de Cristo Salvador de Moscú con los rostros cubiertos con pasamontañas de colores y entonaron una canción criticando a Putin y, en concreto, su relación con la iglesia ortodoxa. Durante la primera vista, las integrantes se han declarado culpables de un delito administrativo y han afirmado desconocer las normas de la catedral y de uso del altar, pero se han declarado inocentes del delito de vandalismo, que puede conducirlas a prisión. La iglesia ortodoxa considera que su acción de protesta supone una blasfemia y una ofensa a los sentimientos religiosos que debe castigarse con la cárcel. Consideran también adecuado y justo que las tres lleven encarceladas desde marzo y que la jueza del caso haya prolongado la prisión preventiva sin derecho a libertad bajo fianza hasta enero de 2013. Dos de ellas tienen hijas pequeñas. Ante este caso de juicio político y criminalización de la protesta, diversos sectores han criticado la influencia del Kremlin y de la cúpula de la iglesia ortodoxa durante todo el proceso. Intelectuales, sociedad civil, artistas y diversas estrellas del rock dentro y fuera de las fronteras de Rusia han mostrado su apoyo y denunciado la situación. Desde el inicio del caso, se han recopilado apoyos internacionales en la web Free Pussy Riot. Otra de las integrantes del grupo, que no ha sido detenida, ha realizado unas declaraciones bajo el pseudónimo de Bielka al periódico The Guardian en las que afirma: "Putin nos tiene miedo, ¿se lo puede imaginar? (...) Un dictador tan importante como él teme a chicas como nosotras, teme a la gente." http://info.nodo50.org/Comienza-el-juicio-contra-el-grupo.html

La izquierda recuerda a las ‘Trece Rosas’ y llama a "continuar la lucha"

PÚBLICO / AGENCIAS-- Hoy hace 73 años que un pelotón de fusilamiento del ejército franquista apuntó a trece mujeres jóvenes junto a la tapia del cementerio madrileño deLa Almudena, a 500 metros de la prisión de Las Ventas. Como tantos otros miles durante la Guerra Civil y los años posteriores, fueron ejecutadas después de un juicio sumarísimo en el que su principal delito era la militancia política; la mitad de ellas pertenecían a las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU), la organización en la que se unieron las secciones juveniles del PCE y el PSOE durante la guerra. Ellas eran las 'Trece Rosas'. Este año, por primera vez, los líderes actuales esas dos fuerzas políticas han rendido juntos homenaje a las víctimas en el tradicional acto celebrado en La Almudena. Aunque ha sido organizado por el Partido Comunista de Madrid y clausurado por su secretario general, Daniel Morcillo, ha contado con la intervención del líder de los socialistas madrileños, Tomás Gómez, y ambos han hecho un llamamiento a la unidad de la izquierda frente a los "ataques" de la derecha y los "recortes económicos y de derechos" del Gobierno del Partido Popular. Recordando la unidad a la que se vieron obligados comunistas y socialistas para aunar fuerzas en la guerra contra un adversario implacable, la derecha española, Gómez ha llamado a ambas fuerzas a buscar lo que tienen en común, aparcar diferencias e intentar tejer una "gran alianza política y social de la izquierda", y de todos aquellos que no estén dispuestos a que la derecha "siga destrozando tantos años de lucha". Sin embargo, 2012 no es 1936 y el Partido Socialista que ha gobernado en democracia queda lejos de la organización revolucionaria que fundó Pablo Iglesias y que sería la vanguardia del movimiento obrero en lucha por el socialismo. Por eso, los dirigentes del PSOE han tenido que escuchar las críticas y las acusaciones de muchos de los asistentes, que les han acusado sobretodo de su gestión durante la presente crisis económica. Tras subrayar que en la actualidad hay "nuevas formas de dominación y explotación" como el capitalismo financiero, Gómez ha advertido de que la derecha española "sigue en bloque", y sus gobiernos son de "integrismo económico y religioso". Por su parte, Daniel Morcillo ha reprochado a quienes han criticado la presencia de los socialistas en este acto su "falta de memoria" y ha recordado cómo se formó el Frente Popular, que ganó las elecciones de 1936, ideado por el entonces secretario general del PCE, José Díaz. El líder de los comunistas madrileños ha advertido de que "el fascismo existe y sigue vivo en la política nacional y europea", y "se cuela en cada una de las medidas que se están tomando". Por eso, ha reivindicado este homenaje a las 'Trece Rosas' no como un acto lacrimógeno o nostálgico, sino como un "acto de lucha y de combate". La diputada de IU en la Asamblea de Madrid Tania Sánchez Melero también ha subrayado en su intervención que éste no es un acto partidista, si bien ha pedido a Gómez un mayor esfuerzo de los socialistas para confrontar a la derecha en la reivindicación de la memoria histórica. El momento más emotivo de este acto, al que han acudido cientos de personas, ha sido el discurso de Concha Carretero, militante de la Juventudes Socialistas Unificadas que compartió prisión con las 'Trece Rosas'. Ella ha advertido de que los jóvenes de ahora están como los de aquella época, "sin derechos, sin empleo, sin futuro, al capricho del patrón", y ha hecho un llamamiento a la protesta. "Todos a la calle, a defender nuestros derechos y nuestra libertad", ha gritado Carretero, quien después ha cantado junto a los presentes el himno "Joven Guardia" de las Juventudes Comunistas. El homenaje, en el que han intervenido también miembros del Foro por la Memoria, la Fundación Trece Rosas o la Asociación de Exiliados en Francia, ha finalizado con una ofrenda floral junto a la placa que recuerda los fusilamientos de aquella madrugada del 5 de agosto de 1939 en los que murieron estas trece chicas -siete de ellas menores de edad- y otros 43 jóvenes. Diario Público Digital.

El cinismo social se instala en la Casa Real

Escrito por Ignacio Muro--- “Nadie puede quedar excluido de los efectos de la recuperación económica” dijo el rey en su intervención que abría el último Consejo de Ministros, el que aprobó el mayor recorte de la democracia. ¿Un lapsus? En absoluto, dado que formaba parte de una declaración escrita y formal. Por tanto, es fácil deducir que dijo exactamente lo que quería decir. ¿Y qué quería decir? Exactamente eso: que cuando llegue la recuperación nadie debe “quedar excluido” de sus efectos… pero dado que ésta no se otea en el horizonte cercano, ¿significa que avala, justifica, pasa por alto la exclusión de hoy, en pleno hundimiento económico? ¿Esta defendiendo o dando por hecho el desmontaje de las coberturas sociales? Una declaración aparentemente social pero calculadamente y perversamente antisocial que reproduce los argumentos de la derecha más reaccionaria y neoliberal. Dice mucho más de lo que parece decir porque hace depender la inclusión social de la coyuntura y de las leyes del mercado, de la recuperación. Las declaraciones del Rey se enfrentan al sentido de la Seguridad Social cuya razón de ser es justo la contraria, una red que debe sostener a cualquier ciudadano cuando las cosas les van mal, en plena crisis, no cuando no lo necesita. Al hablar así, el rey asume una posición ideológica absolutamente ajena a la neutralidad institucional, la peor, la que más le aleja de la mayoría de sus conciudadanos. Después de destinar 35 de años de democracia a construir una red de seguros sociales para evitar que la gente tuviera que depender de “sus ahorrillos”… o descender a la miseria en situaciones de gran crisis, ”la solución” no puede ser desmontar a toda prisa esa red social justo cuando más se necesita, para que el destino de cada uno vuelva a depender de los propios apoyos familiares… o, en su ausencia, depender de la beneficencia hasta descender a la miseria más absoluta. Es cinismo social pero es, también, un nuevo error y una metedura de pata más. “Lo siento mucho, me he equivocado, no volverá a ocurrir” decía pocos meses antes, el 18 de abril, al pedir perdón después de su viaje a Bostwana. Aquellas palabras que parecían espontáneas respondían a un estudiado Plan de Comunicación para reconciliarse con la Sociedad después de su ruptura de cadera en una cacería de elefantes, días después de que su nieto Felipe Luis Froilán, de 11 años, se disparara en el pie en otra cacería igualmente extraña, mientras su yerno Iñaqui Undargarín, procesado por el caso Noos, era portada en todos los diarios. Es entonces cuando incorpora a su equipo a Javier Ayuso, ex director de Comunicación del BBVA y experto en asuntos económicos. ¿Significa quizás que ese cambio anticipa y explica una nueva actitud pública alineada con la posición de banqueros y grandes empresarios? El mismo cinismo social era exhibido, unas semanas antes, por el príncipe Felipe. Ocurrió en otro acto solemne, el 21 de junio pasado, en Nueva York, con ocasión del discurso en el Nuevo Campus del IESE, rodeado de empresarios. Allí dijo algo también tremendo, que “nuestros precios y salarios están marcando el ritmo del retorno al sendero de la competitividad”. Significa un apoyo claro al descenso unilateral y forzado de salarios incluido en una reforma laboral que el PSOE ha recurrido al Tribunal Constitucional y que está siendo aprovechada para un ajuste de plantillas que incrementa el desempleo masivo. Utilizar el plural “nuestros salarios” se presta a mofa. ¿Se refiere a su rebaja del 7% como factor de competitividad? Su misma presencia activa en este y no a otro Consejo de Ministros fue ya chocante. Es una práctica habitual que presida alguno de los primeros Consejos de cada legislatura, pero parece extraño qué participara en este, seis meses después de comenzar, en el que se aprobaban los principales recortes. Todo parece indicar un cambio estratégico en el perfil de la política de comunicación de la Casa Real. Si todavía no está convencido del giro de sus mensajes, una nueva perla del Príncipe en el mismo acto: festeja que “nuestras familias estén reduciendo sus niveles de deuda mientras mejoran su ahorro”. ¿En qué mundo viven? O peor ¿en qué mundo quieren vivir? ------------------ Fuente: poli-tic.net/